domingo, 13 de marzo de 2011

Resiste - Capitulo 27


Hola!!. Aca esta el capitulo les pido disculpas por la tardanza pero ayer estaba depre y no quise hacer un capitulo de mierda, espero que este les guste y me dejen sus comentarios porque me tienen un poco muertito el Blog, se que me quejo de llena, pero complazcanme. Besos!!!

Summary: Sin esperar nada mas le dio una rápida apretada a mi entrepierna, la que aunque no se puso dura comenzó a reaccionar, enseguida se giro como si no hubiera pasado nada y salio de mi casa… Creo que si tendré que aprender a Resistir. ADVERTENCIA, contiene material para mayores de edad.

Capitulo 27


- ¿Profesor? – dirigí mi atención hacia Leah que estaba con la mano levantada

- Dime

No tenia ánimo para las estupideces de Leah pero ya me quedaba poco tiempo en el colegio y después no tendría porque soportar sus cizañosos comentarios.

- ¿Le pasa algo? – fruncí el ceño buscando la mejor respuesta

- No – le sonreí – lo único que me pasa es que me deprimí al ver sus exámenes de ayer, sobre todo el suyo señorita Clearwater… es una pena que alumnos que estar por ir a la Universidad no sepan ni siquiera cosas básicas que deberían ser parte de su vida

- Pero… - abrió varias veces la boca queriendo decir algo pero nada salió de sus labios. De pronto cambio su mirada sonrió con arrogancia – a todo esto… ¿Cómo esta Bella?

Varios murmullos en la sala me demostraron que el rumor ya se había esparcido, había pasado casi una semana desde que me visito Mike con sus dudas y por unos días pareció que todo se había calmado, pero ahora puedo ver que Leah se había vuelto a encargar de levantar rumores sobre nosotros.

- Ella está bien – todos dirigimos nuestra mirada hacia una pequeña rubia que estaba adelante, Jane – ayer la fui a ver – se giro para poder mirar a Leah – y está muy bien, les di sus saludos – hablo un poco más en general pero la vi posar su mirada en Mike – no le di los tuyos Leah porque sabes muy bien que para Bella solo eres una espinilla en el culo

Tendría que haber regañado a Jane por eso pero el ver el rostro de Leah era algo que no tenía precio, de hecho no pude evitar que una sonrisa se escapara de entre mis labios al escucharla bufar.

- Mira niñita… - tenia los dientes apretados y sus ojos negros lo estaba aun mas, si eso fuera posible

- Señorita Clearwater – la interrumpí antes que siguiera – tenga mucho cuidado con lo que va a decir

- ¿QUE? – gritó tan fuerte que creo que hasta los vidrios se movieron por su tono de voz - ¿Me va a regañar a mi cuando ella me ofendió primero? – apunto a Jane que ahora estaba un poco más inquieta en su puesto

- Señorita Volturi – ignore a Leah y mire a Jane – le voy a rogar que cuando hable cuide un poco mas su vocabulario – le sonreí para que se relajara un poco

- No lo puedo creer – la estridente risa de Leah hizo que todos nos encogiéramos un poco - ¿Ahora qué Bella está internada se está acostando con Jane?

Un silencio sepulcral se instalo en la sala, repase un poco las expresiones de mis alumnos y estaban todos casi en un estado de shock sin poder creer lo que esta niñita acaba de decir. Tuve que cerrar los ojos porque mis manos empuñadas me indicaban que claramente mi temperamento se estaba elevando por sobre lo normal.

- Leah – hable con los dientes apretados – te invito a que me acompañes a la oficina del director, porque creo que al señor Swan le encantara saber lo que acabas de decir

Ahora si se cortó el silencio y los murmullos se hicieron presentes, Leah tomo sus cosas y las guardo casi tirándolas, pensó que me iba a sacar de mis casillas pero estaba muy equivocada.

- Chicos – mire al curso por completo – están grandes así que pueden quedarse solos, lo único que les pido es que no hagan mucho ruido y que no salgan de la sala

Tome mis cosas y salí justo detrás de Leah.

Los pasillos estaban desiertos, recién era la primera hora del día, un día que llevaba esperando hace tres.

Con Bella habíamos decido que iría a verla solo cada tres noches porque así no nos arriesgábamos en caso de que alguien encontrara el pasadizo, aunque la otra noche cuando fui me encontré con otro chico entrando a ver a su novia, él solo me sonrió y era más pequeño que yo y apenas hablamos me agrado mucho, porque lo único que me dijo me fue suficiente, “La doctora Denali es una perra”, cualquiera que pensara eso ya era mi amigo.

Hoy era la tercera noche que la visitaba y lo único que quería es que el día pasara rápido, pero como iba eso no iba a ser muy posible.

Mire a Leah que contorneaba sus caderas delante de mí, iba tan relajada que me dio más rabia aun.

Cuando llegamos a la oficina de la señora Cope lo primero que le pregunte a la secretaria, menos mal que no era Jessica, fue si estaba Charlie o Carlisle, quienes para mi suerte estaban los dos en la oficina de al lado, así que si pasaba cualquier cosa sabia que estaban ellos ahí.

- Pensé que íbamos a hablar con el señor Swan – lo último se escucho con total burla de su parte

- El señor Swan no tiene tiempo para lidiar con cosas como esta – le sonreí sin ningún humor

Entramos a la oficina de la señora Cope quien inmediatamente se levanto sorprendida por mi presencia junto a una alumna, en los meses que llevaba en el colegio nunca había tenido problemas con nadie.

- Profesor Cullen – me indico la silla que estaba frente a su escritorio – tome asiento y dígame a que debo su visita

- Tuve un problema con la señorita Clearwater – señale a Leah quien se había sentado a mi lado, inmediatamente bufo y se cruzo de brazos

- Señorita Clearwater – la miro con seriedad la señora Cope – absténgase de hacer manifiestos de su estado anímico por favor – volvió a mirarme a mi – continúe por favor profesor

- Bueno – pose mis manos en el borde del escritorio – como le decía la señorita aquí presente hizo alusión a mi vida privada, más específicamente sobre con quien me acuesto involucrando en el proceso a la alumna Jane Volturi, delante de toda la clase

La señora Cope se saco los lentes, los que quedaron colgando de una cadena en su cuello, la vi pasar sus manos por su rostro, se notaba que no esperaba un problema como este.

- Debo suponer que usted no está teniendo una relación con la señorita Volturi – me miro y vi la disculpa en sus ojos por la suposición

- Por supuesto que no – hable tranquilo y con seguridad

- Pero si se acuesta con Bella – ambos volteamos rápidamente a ver a Leah quien estaba más preocupada de sus uñas que de otra cosa, pero aun así pude ver su sonrisa socarrona asomarse

- Profesor Cullen… – me miro algo más preocupada y creo que eso se debía a la fama que tenia Bella en el colegio

- Señora Cope, con todo respeto, eso es algo a lo que no me referiré, sobre todo porque la señorita Swan ya no está en este colegio

- ¿Ve? – volvió a hablar – le dije que era verdad

- En el caso de que fuera verdad eso es algo totalmente intranscendente ya que como dije, la señorita Swan no está en el colegio, lo que si tiene importancia es que la señorita Clearwater se crea con el derecho de levantar falsos testimonio en clases y humillar a una de sus compañeras – me mantuve serio y algo rígido – soy profesor de ética y lo mínimo que puedo hacer es enseñarles un poco de cómo tratarse entre ellos a mis alumnos

- Señorita Clearwater – la señora Cope se dirigió solamente hacia ella – le informo que queda suspendida por dos días, puede esperar afuera mientras se lo informo a sus padres – la indico la puerta invitándola a salir

Leah salió pateando el suelo y bufando, justo como una chiquilla malcriada, lo que hizo que la señora Cope solo negara repetidamente con la cabeza.

En cuanto nos quedamos solos supe que se venía el tema de mi relación con Bella, pero sinceramente eso no era algo que ya no me importaba, estaba a una semana de dejar el colegio y si lo hacía antes no me importaba mucho, solo me daba pena dejar a mis alumnos sin profesor.

- Edward – tomo sus lentes y los limpio, la señora Cope muy pocas veces llamaba a los profesores por sus nombres – he de suponer que si tienes una relación con Isabella

- Si

¿Tenía caso negarlo?

¿Qué iba a sacar con eso?

En todo caso, no quería seguir negando lo más lindo que me había pasado en mi vida después de tener a Demetri, Bella no se merecía eso y yo tampoco.

- Y de suponer entonces que sus padres también están al tanto

- Si, al principio estuvieron de acuerdo, pero ahora con… - busque las mejor palabras para seguir – con los problemas de Bella creen que no es lo mejor

- ¿Por eso te vas del colegio?

Recuerdo que el día después de visitar a Bella por primera vez lo primero que hice fue reunirme con la señora Cope y explicarle que tenía que dejar mi puesto como profesor en este colegio, sabía que la noticia no le había caído bien pero no podía hacer mucho por eso.

- En parte – me cruce de brazos – sinceramente y con todo respeto le digo que mi vida privada trato de mantenerla alejada de la laboral, pero a veces es completamente imposible

- Lo entiendo – asintió y de repente su rostro se endulzo más de la cuenta – sabes que si no te quedara una semana aquí tendría que despedirte ¿No?

- Entiendo – le sonreí – y asumiría todo lo que viniera – ahora me voy porque deje a mis alumnos solos

Salí de la oficina de la señora Cope y no pude evitar sonreír ante la mirada de odio de Leah que estaba esperando sentada en una silla.

Menos mal que el resto del día paso más rápido y tranquilo, ya solo me quedaba una hora para salir, de momento estaba en la cafetería tomándome un café, necesitaba de la cafeína para permanecer despierto toda la noche porque dormir no era una opción cuando tenía tan poco tiempo para estar con mi Bella.

Llevaba el segundo expreso cuando sentí sonar mi celular, tenía una ridícula canción de amor como tono así que me apresure a contestar antes que siguiera cantando.

- ¿Hola? – el numero no lo conocía así que no sabía quien podía ser

- Edward – me quede helado ante esa hermosa voz que llevaba casi tres días sin escuchar

La voz de Bella era en estos momentos como mi motor para seguir, escucharla, verla, tocarla, saber que es real, que seguía conmigo sin importarle todo lo que le estuvieran diciendo Tanya ni sus propios padres, porque sabía, aunque ella casi no hablara de eso, que mas de una vez Tanya le había dicho que nuestra relación era insana y no nos llevaba a ningún lado, pero ella creía en nosotros y por eso la amo mas, ella no me iba a dejar así como yo tampoco, porque pase de ser el mas moral de la tierra al más egoísta, Bella era mi razón de vivir y no la iba a dejar por nada ni nadie.

De pronto caí en cuenta de que Bella no tenia celular ni como comunicarse conmigo y que si lo estaba haciendo era por algo, no me había llamado en casi el mes que llevaba adentro y sé que había tratado, si ahora lo estaba haciendo es por algo.

Sus padres aun estaban en el colegio, había visto su auto, así que no me quedaba muchas más opciones.

- Amor – trate de que mi voz no sonara tan preocupada - ¿Estás bien?

- Si – susurro y ahí supe que estaba hablando a escondidas – estoy con James – respire un poco más tranquilo – vino a verme hoy y me paso su celular para llamarte…. Quería escuchar tu voz

Sonreí como un tonto enamorado ante eso, ella tenía necesidad de mi como yo de ella, eso me hacía sentir mejor porque eso significaba que esto está bien.

- Yo también necesitaba escucharte… pero hoy en la noche nos veremos

- Lo sé – prácticamente la pude ver en mi mente sonreír, su sonrisa me acompaña a diario

- Cariño… ¿James te va a dejar ese teléfono?

- No se – la sentí titubear y no me gusto mucho – Tanya no quería que pasara así que no sé si será lo mejor… dice que no me hace muy bien tener contacto con la gente que me recuerda mis errores de pasado… dice que lo que hice con James es una aberración… que somos hermanos y…

¡MALDITA!

Iba a matarla, parece que lo único que quería era bajarle el autoestima a Bella, no entiendo como mierda sus padres podían seguir aguantando algo como eso.

- Amor – trate de que mi voz saliera lo más normal posible – lo tuyo con James es cosa del pasado y puede que no sea muy normal para alguno pero tampoco es una aberración… ¿Entiendes?

- Entiendo… ¿a qué hora vendrás?

- Estaré ahí a las 12 – ella sabía que no podía estar antes porque si de mí dependiera estaría ahí ahora mismo

- Bien – suspiro al teléfono – te espero entonces… James me trajo un regalo y quiero usarlo contigo

Ame que volviera a ese tono juguetón y algo perro que tenía antes.

- Entonces creo que me tomare otra tasa más de café – mire la mesa donde estaba mi tasa ya vacía

- Te recomiendo que tomes mucho café nene… porque esta noche no te dejare descansar

- Espero que cumplas u palabra Isabella Swan

- Siempre cariño – sonríe – contigo siempre cumpliré mi palabra

- Te veo en la noche, te amo

- Te amo – corto dejándome con una enorme sonrisa y con más ganas de que el reloj marcara luego la media noche

Después de cortar la llamada con Bella el día se me paso en un abrir y cerrar de ojos, con Demetri cenamos cerca de las 10 de la noche, ya teníamos nuestra rutina, habíamos decido que era mejor que me dejara a un par de metros de la clínica porque así teníamos menos posibilidades de que alguien nos descubriera por el ruido del auto.

- Te espero aquí a las 6 – me sonrió mi hijo

- Ok – lo apunte con un dedo – trata de no hacer nada malo ahora – sabia que se iba a ir de fiesta y mi deber como padre era advertirlo

- Nada que tú no hagas con Bellita

Ya me estaba acostumbrando a sus comentarios, así que solo salí del auto y comencé acaminar por los espesos arboles.

Ya había trazado el mejor camino porque entre tantos arboles la noche anterior que había venido me medio perdí un poco y eso me descontó cerca de veinte minutos con Bella.

Por eso mismo había marcado a un roble con una cruz roja casi imperceptible pero lo suficientemente visible para mí. Llegue a donde estaba la entrada secreta y hoy parecía no haber nadie más esperando por entrar, mucho mejor, todo lo que disminuyera las posibilidades de que nos descubrieran estaba bien.

Mire por el agujero hacia adentro y los guardias aun estaban rondando aunque de lejos se veía que uno de ellos ya se había sacado su saco, eso quería decir que no faltaba mucho, mire mi reloj y lo comprobé, solo tres minutos para el cambio de guardia.

- Veo que tu fijación por Bella va mas allá de lo que pensaba… quizás a tu edad es mucho más excitante acostarse con una chica más joven

Cerré los ojos y apreté mis manos en puños, no reconocí mucho la voz pero supuse de quien se trataba, cuando me gire lo comprobé.

- Félix – escupí su nombre - ¿Qué mierda haces aquí?

- Vengo a ver a Bella… algún problema

¡Oh niñito!

Por supuesto que hay un problema.


_________________________

Besos, Joha!!!!


15 comentarios:

  1. huy se pone bueno xd que pasara mujer simepre nos dejas asi no seas mala

    ResponderEliminar
  2. Jajajajaj oye joha en tu imaginacion edward no le podria romper los dientes a felix? *-* :P el niñito se esta ganando un boleta y no es de loteria :).

    Esperando el proximo cap
    saludos

    ResponderEliminar
  3. Ohhh lo va a matar!!!! jajajaaj ojala le de su merecidoooo! Jummm!! y ella jajaja tan pervs!! quiero saber que onda deverdad con Tanya me mata! ahora cuanto tiempo la van a tener en la clinica??

    ResponderEliminar
  4. wow... inreible!!!!!!!!!!
    esta genial!!!! XD espero que ed lo golpee y luego vaya con bells... XD
    bueno te dejo bss!!!!
    cuidate...paaz...bss
    gaby!!!!

    pdt: espero tus proximas actualisaciones!!!

    ResponderEliminar
  5. Se va armar la de troya oh oh.. ahh me encanta!

    Besotes desde Colombia! ♥

    ResponderEliminar
  6. La que le espera a Felix!! ya que mi Edward esta tan cambiado xD, ojala le de una palisa, aunque pueden sucder muchss cosas si se mete ese idiota!!! argg Tanya es una Perra!!
    Besos!!

    ResponderEliminar
  7. Ash estupido niñito!!! Que deje a Edward y Bella ser feliz!!!! Ellos se aman!!!
    Lo ame!!! Que bueno que Leah tuvo un escarmiento por perra!!!

    Te leo pronto!
    Xo

    ResponderEliminar
  8. Pero que molesto el enfermo de FELIX!! ese si que es perjudicial para la salud de cualquiera, no solo de Bella.
    Cuidate mucho y nos leemos siempre...
    http://miangelpersonal.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  9. holaaaaaaa.. soy nueva lo empece a leerayer y me gusto mucho el fic.. te felicito!!! que ira apasar solo espero que no se arruine las visitas nocturnas edward... espero el proximo capi.. besos desde argentina

    ResponderEliminar
  10. uhhhh como esta las cosas creo que va a ver lucha de titanes jajajaja y bueno creo que va estar dura la cosa con los hombres peleando por bella ahhhh y que perra la tanya de verdad que se cree para separar a todos de ella ahora solo falta que tambien la ponga en contra de los paaps ya que como son hombres no vara a ser que la vuelva homofobica mmmm auque pensandolo mejor seria bueno asi ellos la sacan de ese manicomio de una ves por todas jajajaja y no la molestan y ellos se reencuentran siiiiiiii bueno espero saber que mas pasa saludos

    ResponderEliminar
  11. holaaaaaaa.. soy nueva lo empece a leerayer y me gusto mucho el fic.. te felicito!!! que ira apasar solo espero que no se arruine las visitas nocturnas edward... espero el proximo capi.. besos desde argentina

    ResponderEliminar
  12. La que le espera a Felix!! ya que mi Edward esta tan cambiado xD, ojala le de una palisa, aunque pueden sucder muchss cosas si se mete ese idiota!!! argg Tanya es una Perra!!
    Besos!!

    ResponderEliminar
  13. Pero que molesto el enfermo de FELIX!! ese si que es perjudicial para la salud de cualquiera, no solo de Bella.
    Cuidate mucho y nos leemos siempre...
    http://miangelpersonal.blogspot.com/

    ResponderEliminar