viernes, 2 de diciembre de 2011

A Mi Manera - Capitulo 11

Bueno, la verdad espero que les guste este capitulo. Besos!!

Summary: Isabella Swan lo tiene todo, poderosa, fría y calculadora, acostumbrada a vivir en un mundo de hombres aprendió a tener el control sobre los demás… ¿Que pasará cuando un joven y tímido Edward Cullen llegue a su empresa y despierte su curiosidad? ADVERTENCIA, contiene material para mayores de edad.


Capitulo 11


Edward miró a Isabella mientras su mano era sacudida por el rubio, ella solo resopló y se encogió de hombros, conocía demasiado bien a su mejor amigo para saber todas las perversiones que estaba pensando.

- Ya sabes Dulce – miró a su amiga – si algún día quieres que tu chico aquí – apuntó con las labios a Edward – aprenda lo que es el buen sexo anal solo debes llamarme

El rostro del joven se desfiguró inmediatamente y sin pensar en ser grosero y mucho menos homofóbico retiró su mano, solo porque su brazo cayó como peso muerto.

- Maldito Hale – los ojos de Isabella resplandecieron pero su amigo ni se inmutó – deja tranquilo a Edward – habló lento y pausado pero de nuevo, el rubio no la tomó en cuenta – bien – se rindió por fin - ¿Podemos sentarnos a comer? – Edward saliendo de su estupor retiró la silla de su ama dándole espacio para sentarse – entonces… - ahora sus ojos café profundo por fin fueron hacia la chica morena que permanecía sentada y sin decir nada – tú debes ser la novia de Jasper

- María – extendió la mano hacia la castaña quien demoró unos considerables segundos en tomarla – se que eres la mejor amiga de Jasper así que no te diré como soy, dejaré que te hagas tu propia opinión sobre mi

Para Isabella Swan existían solo dos personas importantes en este mundo y una de ellas estaba sentado en frente suyo y apostaba que no se iba a demorar mucho en entregarle su corazón a esa morena, él era así después de todo y su misión en esta vida era cuidarlo de que ninguna ave rapiña viniera por su alma.

María sabia suficiente de La Cobra para saber que no sacaba nada con querer ser de su agrado, su mejor estrategia era dejar que ella misma viera lo mucho que se estaba enganchando de ese chico rubio con ojitos soñadores y con una mente demasiado abierta pero hermosa. María de verdad quería que su relación funcionara, no le importaba si él era bisexual o si se había acostado con hombres, solo le importaba el presente y ese presente era mucho más importante quedar bien ante Isabella que ante cualquier otra persona para poder conquistar por completo a ese hermoso rubio.

- Lo haré – declaró por fin la castaña

- Bien – interrumpió el joven rubio – ahora que ambos interrogamos a asustamos a quienes teníamos que interrogar y asustar podemos comer

La sonrisa que se dibujó en el rostro de Isabella era algo que el joven Cullen nunca pensó en ver, no había miramientos ni segundas intenciones en ella, era solo una sonrisa dirigida a alguien muy especial. El peso de los celos no se quedó lejos del pecho de Edward ya que le hubiera encantado ser él quien provocara esos sentimientos en ella pero por lo menos se conformaba mucho con saber que esas miradas entre los mejores amigos no tenían ni una gota de lujuria presente.

- Edward – de nuevo el rubio llamó la atención del joven - ¿Cómo te está tratando mi amiga?

Antes de nada él miró a su ama y solo cuando ella asintió él se dispuso a abrir la boca – La verdad es que ella es fabulosa conmigo – sin quererlo recordó lo maravillosamente bien que lo había entendido con el tema de su padre – Isabella es mucho más de lo que cualquier persona es capaz de ver

Jasper asintió sin ninguna expresión, eso es lo que él quería escuchar, desde la muerte de Tayler su amiga había estado tan sola en la parte sentimental que a veces se odiaba por no haberla podido ayudar pero ahora, conociendo por fin a Edward Cullen vio un resquicio de luz en el camino romántico de su amiga.

- Ya ves – ella tomó su copa de champaña costosa y le dio un sorbo – soy todo un amor cariño. Pero ahora es mi turno, María – la chica se envaró para ponerle toda su atención – ¿Sabes todo acerca de Jasper?

- Si – ella respondió enseguida – lo conocí cuando acompañe a un grupo de mis amigos a ese Club y él siempre fue sincero conmigo

Isabella asintió estudiando a la chica. Su sensor anti perras estaba activado al máximo y no estaba recibiendo ninguna vibra de la mujer lo que no le hizo apagarlo por completo pero si bajar un poco la potencia para disfrutar con mayor calma de la cena. Su concentración se fue hacia su acompañante cuando lo vio demasiado recto viendo la carta, los precios del lugar eran exorbitantes pero él no debía preocuparse por nada, era ella quien se iba a encargar de la cuenta de todos, así es como lo hacía siempre que alguien comía con ella y eso él tenía que saberlo a estas alturas.

No quería seguir notándolo tenso y ya mucho había aguantado con las bromas de su amigo y su propio interrogatorio a María así que para relajarlo un poco escabulló su mano por debajo de la pierna hasta que logró encontrarla el muslo de su sumiso quien enseguida se tensó el doble, pero eso solo le duró hasta que la mano de Isabella subió lo suficiente para dejarle exquisitas cosquillas que subieron hasta su polla y pasaron por su columna vertebral. Edward dudaba que estuviera bien estar con una erección en un lugar tan publico pero no había forma en el infierno de que la mano de la castaña en cualquier lugar de su cuerpo no le provocara reacciones, quiso decirle que la quitara pero no era quien para decirle nada así que en lugar de seguir preocupándose por el resto dejó que esas maravillosas cosquillas siguieran recorriendo toda su anatomía.

La Cobra sabía lo que su tacto estaba provocando en el joven y lo poco acostumbrado que estaba a ellos así que cuando pudo abarcar su polla y darse cuenta de lo dura que estaba por ella se rindió, debía dejar algo para más tarde cuando llegaran a su departamento. Edward respiró aliviado y frustrado a la vez, quería que ella se comiera su polla delante de todos pero a la vez no quería que nadie más pudiera gozar de ese espectáculo así que en lugar de pensar más en el asunto se concentró en la mejor manera de hacer dormir a su entrepierna.

- ¡Vaya, vaya! Pero miren a quienes tenemos aquí

Tres de las cuatro personas de la mesa reconocieron enseguida esa voz tan chillona y se giraron los suficiente para ver como Alice estaba de pie frente a ellos luciendo lo que solo se podía considerar como un pedazo de tela, detrás de ella y completamente blanco estaba Aro Volturi, el hombre que desde hace meses estaba teniendo el mas sórdido sexo con Victoria y Alice, algo que si se filtraba en lo mas mínimo a la prensa arruinaría por completo su carrera. Debería haber huido cuando vio que la puta de Alice se acerca a Isabella pero no le dio tiempo, ya tenía sobre él esos ojos hipnóticos de La Cobra.

- Perra – fue el saludo acompañado de un asentimiento de cabeza de parte de Isabella hacia su primera – y Aro Volturi – el nombre del hombre lo canturreo haciendo que este tragara pesado – pero miren que sorpresa mas fabulosa – se giró por completo teniendo espacio para cruzar sus piernas y darle una buena vista de lo imposible a aquel vejestorio – siempre es un agrado saber que el futuro de mi primita está en manos de alguien como tu Aro – aun de espaldas tomó su copa de champaña para darle un sorbo – bueno, y el de mi tía también

Aro quiso salir corriendo de ahí pero sus piernas no le respondían, ella sabía todo y si había alguien a quien hasta los políticos corruptos y sanguinarios le temían era a Isabella Swan, ella no era una mujer común y corriente y hasta muchos dudaban siquiera que fuera humana, pensaban que era más como una bestia salida del infierno para hacer que todos esos hombres que eran felices y se creían superiores por tener una polla y dos bolas entre las piernas se tragaran sus palabras y se arrepintieran de muchos de sus actos.

- Jasper – Alice ignorando todo ese intercambio de palabras y miradas solo estaba concentrada en el joven rubio – es bueno verte. No viniste a mi fiesta de cumpleaños

- Alice – el joven rubio solo asintió en su dirección – creo que será mejor que te retires, estamos en una cena privada

La mano del joven rodeó a María haciendo que Alice siguiera el gesto – Pero… tu eres gay, por eso nunca…

- ¿Qué? – pocas veces alguien podía presenciar palabras con tanto veneno saliendo de la boca de Jasper - ¿Por eso nunca me fije en ti? Que equivocadas estas, mi condición sexual no tiene nada que ver con eso… y como vez – sus ojos se dulcificaron al ver a la morena – tal parece ser después de todo que si me gustan las mujeres

Edward y María estaban totalmente ajenos de todo ellos ya que aunque estaban pegados mirando toda la situación lo lograban entender prácticamente nada.

Jasper quería golpear a Alice y humillarla, ella y Victoria habían sido las únicas personas que se habían ganado su odio y estaba seguro que lo seguirían haciendo, si tan solo dejaran en paz a su amiga él podría dejar de odiarlas pero eso era imposible, los malditos genes de la madre de Bella estaban podridos y se multiplicaban cada día mas en el cuerpo de esas dos perras.

- Aro… será mejor que te lleves a mi primita de aquí – él asintió enseguida – y que mañana te pases a primera hora por mi oficina ¿de acuerdo? – la manzana de Adán del hombre tembló – ya me echaron a perder la velada y estoy esperando impaciente a que esta mejore así que… - hizo un gesto en el que Aro tomó a Alice del brazo

- ¡No tienes ningún derecho maldita! – si lo que Alice quería era hacer un escándalo se iba a tener que conformar con hacerlo sola porque nadie iba a participar con ella mucho menos La Cobra

La mano de Isabella se levantó solo lo justo y necesario para que dos guardias del restaurant que estaban a unos cuantos metros de ellos se acercaran – Elige – habló con calma – o sales por ti misma o tu huesudo y usado trasero caerá en la acera… ¿Si andas con bragas hoy no?

Antes de que las palabras de Alice dejaran su garganta, el agarre de Aro se intensificó arrastrándola por el lugar, muchas miradas se había girado pero solo un poco, ese lugar solo albergaba a lo mejor de todo Nueva York y lamentablemente mientras más dinero tienes también más cadáveres en el armario escondes y todos sabían a la perfección que a La Cobra no había que estimularla a buscarlos.

Afuera hacia frio y el pobre pedazo de tela en el cuerpo de Alice poco hacia sobre ello – Esto no se quedará así – con rapidez sacó su celular desde su bolso. Rebuscó con rapidez entre sus contactos ese número que hace tanto no usaba - ¿Esme?... necesito que hagas algo por mi…. y que el infierno te venga a buscar si no lo haces

Sola parada en la calle parecía una prostituta en busca de algún cliente, porque hasta Aro la abandonó, el hombre sabia que debía haberlo hecho hace mucho pero ahora ya no había vuelta atrás, esas dos perras tendrían que arreglárselas sin él, de todas formas a él no le iba a faltar algún coño barato que follarse.

.

Cuando Isabella se giró hacia sus acompañantes María y Edward fijaron su vista en ella, en cambio Jasper bufó y tomó un largo trago de su champaña.

- Es mi prima – habló en un tono normal, sin cinismo ni dureza – y es una verdadera perra. Siento mucho el espectáculo pero si no la detenía había muy buenas probabilidades de que mañana estuviéramos en primera plana

- Entiendo –la morena miró a su acompañante con los ojos entrecerrados ya que esta seguía callado. Más tarde le preguntaría que había sido todo eso – la familia a veces es complicada – le sonrió a La Cobra quien solo asintió

El joven Cullen aun no decía nada pero si se giró solo hacia su ama - ¿Estás bien?

- Estaré bien cuando te tenga amarrado a mi cama Edward

El joven sonrió satisfecho ya que conocía poco acerca de la relación entre Isabella y su prima pero si estaba más que seguro que no era para nada buena. La mirada de Alice le provocaba retorcijón de estomago, no era como la de la castaña, de ella decían que sus ojos eran hipnóticos y él había comprobado en carne propia que así era pero a pesar de eso para Edward los ojos de su ama seguían siendo simplemente maravillosos, en cambio esos ojos azules de su primera eran malvados, la chica no debía tener más de 18 años y apostaba su tan necesario sueldo que había vivido cosas que ni siquiera alguien con el tripe de su experiencia había visto, así que si, era importante para Edward saber que Isabella estaba bien después de verla, porque él mismo no estaba seguro de haber aguantado bien tanto odio destilando de ella.

La presencia de Aro pasó prácticamente inadvertida para el resto y por el bien de la castaña todos prefirieron dejar de lado el incidente y seguir disfrutando de la velada. Por lo que restó de ella nadie volvió a tocar ningún tema desagradable, al contrario, Edward y Jasper se dieron cuenta que compartían la misma afición por lo anime de los 80 y 90 logrando mantener una conversación bastante agradable en la que participaron todos. María e Isabella encontraron un punto en común en Jasper, ya que la morena también tenía como mejor amigo a un chico gay y de esa forma lograron compartir divertidas anécdotas en donde más de una vez tuvieron que hacerse pasar por sus novias para salvarlos de las garras de una loca mujer. Pese a que la condición sexual del rubio ahora estaba bastante clara para su amiga, Isabella prefirió guardarse sus comentarios para cuando estuvieran solos pero se quedó tranquila al verlos tan insertos en su relación. Quizás Jasper mañana podía despertar y querer volver a estar con un hombre pero la basta experiencia de La Cobra le decía que eso no pasaría, por lo menos por ahora.

Cuando la cena hubo terminado el mesero que los había estado atendiendo se acercó con un recibo hacia Isabella, no hubo cuenta de por medio ni mucho menos dinero, ella poseía su propia cuenta en el lugar y todo era cargado en ella, incluyendo una generosa propina a quien los sirvió. Para cuando todos estuvieron listos la castaña se excusó por unos segundos, pese a que el incidente con su prima no había pasado a mayores debía asegurarse que eso no volviera a ocurrir y mucho menos en ese lugar.

El Gerente estaba esperándola en su oficina en donde sin que ella pudiera decirle nada él se disculpó ofreciéndole la cena gratis, Isabella no tenía ganas ni mucho tiempo de discutir así que solo le dio una advertencia “nunca más” y salió rauda del lugar para llegar cuanto antes a su departamento.

.

Jasper y María estaban felices hablando de cualquier cosa mientras esperaban a Isabella de pie en la entrada, en cambio Edward vagaba su vista por la decoración, poco sabia de ello pero si estaba más que seguro que todo ahí era carísimo. Estaba tan concentrado en ello que no notó a la mujer que se le había acercado.

- Hola… mi nombre es Jena – el joven como todo buen caballero estiró su mano para saludarla - ¿Cómo te llamas tu guapo?

- Edward – soltó su mano por instinto con gran rapidez

- Oh… bien – la chica se dio cuenta que el joven estaba algo nervioso, así que solamente sacó el papel que tenía preparado y se lo tendió – ahora tengo que irme pero me encantaría verte alguna otra vez

No sabía qué hacer así que pensando en lo que sería más lógico y mas caballeroso aceptó el papel metiéndoselo en el bolsillo sin siquiera abrirlo para saber que estaba escrito en el, ya más tarde podría botarlo.

- Llámame – Edward frunció el ceño al verla irse

¡Claro! Habló en su mente, seguramente era el número de teléfono de ella, pobre chica, el joven no tenía ninguna intención de llamarla. Pero más pobre él ya que los ojos asesinos de La Cobra están atentos a él mientras planificaba el primer castigo de su sumiso.

Se acercó con gran decisión hacia sus amigos en donde la despedida fue bastante rápida, Jasper y María estaban casi tan desesperados como ellos por llegar a su casa y follar toda la noche. El rubio le pidió su número de celular a Edward y le dio el suyo, ya había hablado eso con Isabella y ella no tuvo problemas sobre todo porque ya había mandado a investigar a la novia del rubio.

Thomas estaba de pie frente al auto de La Cobra con la puerta abierta para ellos. Se subieron sin decir palabra alguna pero el instinto varonil de dijo al joven Cullen que algo estaba mal.

- Señora – estaban solos así que tenía que volver a su papel - ¿Algo anda mal?

Los ojos de ella se clavaron en esas esmeraldas y sin dejar de verlo metió su mano en el bolsillo del joven para extraer el papel que hace minutos se había guardado – Pasa – lo alzó para que lo viera – que acabas de ganarte tu primer castigo Edward

Quizás debía estar asustado pero su polla no pensó igual y saltó contenta ante tales palabras.

.
.
.

La música de Du musst ein de Die Prinzen sonaba por toda la sala de Charlie Swan transportándolo por unos momentos a esas raíces alemanas que a veces sentía que estaba perdiendo. Un día de semana pasadas las diez de la noche y sentado solo en su sofá de cuero natural con una copa de cristal con whisky alemán, era algo normal para él pero no todo se sentía normal, el instinto asesino de los Swan le decía que algo estaba fuera de lugar, el ambiente era el mismo, la música que escucha era reproducida de su disco original, la copa en su mano era la misma que había mandado a traer desde Francia hace tres años atrás y el whisky en ella era parte de la cosecha que había mandado a hacerle su hija para la navidad pasada. Todo parecía estar bien a simple vista pero para Charlie Swan no bastaba esa simple vista.

Cuando la música terminó de sonar dando paso a la segunda pista el sonido del teléfono de la mansión sonó haciéndolo saber que eso era lo que estaba fuera de lugar. Lo tomó preparado para todo, menos para escucharla…

- ¿Hola?

- Charlie – los ojos café del hombre rápidamente pasaron a resplandecer – tanto tiempo sin escucharte querido

La copa que tenía en su mano estuvo a punto de ser arrojada sobre la pared pero si lo hacia ella lo iba a escuchar y eso era darle en el gusto - ¿Qué quieres? – vació el contenido de su copa en su garganta

- ¿Acaso no puedo llamar solo para saludar?

- Solo dime que es lo que quieres – los ojos de Charlie Swan se cerraron con fuerzas mientras inhalaba y exhalaba para no salirse de su centro

- Solo quiero volver Charlie… nada más. Ya ha pasado suficiente tiempo y…

- ¡NO! – rugió el hombre sacando esa veta los Swan que pocos habían visto en él – ME IMPORTA UNA MIERDA LO QUE QUIERAS, TU NO VAS A VOLVER ESME – escupió su nombré con todo el asco que le producía hasta el pensar en ella

La respiración de la mujer se aceleró y la de él también – No puedes impedirme que…

- ¿Quieres probarme? Solo dímelo y lo haré… tenemos un trato pero si piensas romperlo no me va a importar una mierda hacerte desaparecer

La voz del padre de La Cobra era afilada y aterradora, pese a que no volvió a alzarla así era mucho peor y quien lo viera entendería enseguida de donde había sacado Isabella esa forma de impartir terror con solo unas cuentas palabras.

A la vez que sostenía el teléfono de plata en su oído cogió su celular y buscó el número de Zafrina, solo faltaba una insinuación por parte de Esme para que lo apretara y firmara esa sentencia de muerte que debió hacer efectiva hace tantos años atrás. Su amiga se lo advirtió en ese momento pero él no le hizo caso, estaba dolido, roto y no podía darse el lujo de convertirse en un asesino cuando debía cuidar y darle el ejemplo a su hermosa hija pero ahora le importaba una mierda, siempre supo que ese error cometido hace tanto tiempo atrás iba a volver por él y que en ese momento no podía dejar que la mano de temblara otra vez.

- Esme – volvió a escupir su nombre – solo necesito hacer una llamada para que tu cuerpo aparezca flotando en el Donau – el nombre del rio Danubio salió de sus labios en un perfecto alemán – mañana mismo, así que te lo digo una vez más… acepta esta mierda como es y no vuelvas a molestarme

- ¿Cómo está Isabella?

Eso fue todo lo que necesitó Charlie Swan para cortar la llamada con Esme y marcar el número de Zafrina.

- Volvió y la quiero muerta. No tengas consideración Zafrina

- No puedo Charlie – la voz de la mujer estaba agitada y se notaba que estaba en movimiento – me acaban de llamar para decirme que se les escapó… la están buscando

- ¡Y PORQUE NO ME LLAMASTE! – se levantó rugiendo y ahora si estrellando la copa de fino cristal en la pared de su sala

- Cariño. Tranquilízate – Zafrina sabía muy bien como se ponía su amigo con ese tema así que ni siquiera pensó en molestarse por ese grito – estoy camino al aeropuerto y te juro que la encontraré. En cuanto sepa más te juro que te llamaré

- Preguntó por Bella – se dejó caer con fuerza en el sofá uniéndose al máximo – yo solo… no puedo dejar que Esme vuelva. Si la encuentra…

- Tranquilo – ahora la voz de la mujer también era dura – antes de que encuentre a Bella la encontraré yo y tu juro que daremos por cerrado este capítulo como debió ser hace tanto

Charlie murmuró un “adiós” para después colgar y estirarse para alcanzar una foto de su hija en donde salía con una hermosa trenza en su castaño cabello y balanceándose en el columpio que él le mandó a instalar en el jardín de su casa cuando cumplió los tres años. Era solo una bebé en esa foto y aunque hayan pasado 22 años de aquello para él lo seguía siendo así que no le importaba ser un maldito asesino… iba a matar a Esme antes de permitir que siquiera la viera a la distancia.


______________________________
Besos, Joha!!

34 comentarios:

  1. Esme??? O.O que pinta aquí, para que Charlie actue así?? uy pobre Eddie se le viene el primer castigo...

    ResponderEliminar
  2. hoolaaaa!!!! ahh que intrigadaaaa quede con el capituloo que tiene que verrr Esme conn Charlieee mmm  quieree volver pero el no quiereee y por que se habraa idooo  el castigoo que le esperaa a edwardd no me lo quieree imaginarrr y la cobraa se pondraa celosaaa jee yo creooo que siiiii!!!!! nos leemos en el capi!!!

    ResponderEliminar
  3. joha me metas... pones esos adelantos que me matan de la intriga... pobre edward ya va a tener su 1 castigo, siempre he leido  que el hombre azota a su sumisa nunca una mujera domintante asi que seria interesante leer los castigos de la cobra como va a volar tu imaginacion joha...
      Esme??? mmm me has dejado super intrigada... espero con muchas ansias  leer el capitulo

    ResponderEliminar
  4. hay ya me perdi, sera alguna aventura de charlie?? sera algo de bella?? hayyyyy me perdiiii.... siempre me e preguntado como funciona tu mente para enredarnos ajjajjajajjaja  Dios bendiga tu mente mujer!!!!

    ResponderEliminar
  5. omgg se jodio edward !! le sale su primer castigooo !! lol

    ResponderEliminar
  6. ooooooooooooooo tanto misterio quien es Esme....

    ResponderEliminar
  7. OMFG!! Espero mas!!!

    ResponderEliminar
  8. A veces ser un caballero trae problemas, si no lo fuiste con la mujer correcta jajaja... Un castigo duro no estaria mal... Mmmm muuuy bueno!!! Esme será la madre de Bells??

    ResponderEliminar
  9. Jueeee.... pobre Edward!!! aunque el castigo apuesto que = lo disfrutará.... que lo amarre a la cama y no lo deje correrse...mínimoooooo!!!!! jajajajaja

    Esme de vuelta?!?!?!??! OOOoooooohhhhh.... ojalá que Charlie no caiga... en fin, con un adelanto así no puedo esperar a leer el capi completitooo.... No seas malita y no nos dejes esperar demaciado, vale :)

    ResponderEliminar
  10. muero por leer el castigo de edward !! ... muy buen cap

    ResponderEliminar
  11. esme es la mama de isabella??... me parece q sipi. uy edward va a pasar LA NOCHE jejejejeje si eso no es castigo =p

    ResponderEliminar
  12. what...?? quien es Esme en la vida de Bella??? su verdadera madre?? quiennn??  ohhh

    ResponderEliminar
  13. holaa edward se ganoo su primerrr castigooo yaa quiereoo leer esoo mmm que buenoo!!!! jee!!! y esme que es la madre de bella??!!!! yoo piensoo que siii peroo veremosss!!! y la atraparann o noo?!!!! mmm que intrigaaa !!!! y alicee mee caeee pesimoooo!!!!!!! el capitulo estuvo buenisimo!!!!

    ResponderEliminar
  14. oooooooooo queria ver el primer acstigo de ed aajjajajaj me encanto y esme que misterio es  lamama de isie ,,,,,,,

    ResponderEliminar
  15. ohhh pero si el no hizo nada porque tan penca la cobra , mandale a alguien a eddy para que ella reviente de celitos porfis porfis  :) genial tu historia

    ResponderEliminar
  16. Wow que intenso el cap! Que sera Esme aqui??? Aah quiero saberlo todo!!! Yo tambien esperare el castigo de Edward! Muahahaha... buenisimo todo!!!

    ResponderEliminar
  17. Sera Esme la mamá de isabella?... wow me encanto el cap aunque cortico pero sustancioso.

    ResponderEliminar
  18. me encanto!!!! jejejeje kual sera el castigo?? cha cha cha chan.... gracias pekeñaaaa k estes muy bien!!

    ResponderEliminar
  19. ohhh no sé ke es lo ke me dejó mas intrigada el castigo o ké fue lo ke pasó con esme?

    ResponderEliminar
  20. WooooooooooooooooooooooW
    Quien es Esme para Bella?
    ME ENCANTO!
    Ya quiero ver el primer catigo!!

    ResponderEliminar
  21. oh, el primer castigo de Edward y el espanto de Charlie con Esme, y está impulsada por Alice. Por favor, que lio, y que ganas de leer.. Felicidades Joha

    ResponderEliminar
  22. omgggggg que intensooo !! esme mala ! wow y alice tambien !! eso me gusta de ti !!siempre te diferenciasss !! haces cosas distintas :D me encanto el cap :D

    ResponderEliminar
  23. nos dejas asi mujer, ahhhh!!!! alice!!!! hay qe lincharla, idiota....
    el castigo de eddie *_* ya qero leerlo ufffff

    ResponderEliminar
  24. hola k tal??
    que historia mas intereante cada vez saln mas cosas...

    un besito y cuidate

    ResponderEliminar
  25. vaya me quede con ese castigo en la retina... aver que pasa... y lo de charlie definitivamente hay muchos que hariamos lo mismo por las personas que amamos... buen cap....

    ResponderEliminar
  26. Uuuuhhhj que tendra q ver esme cpn charlie y bella?
    Q le hara.bella al pobre de ed?

    ResponderEliminar
  27. wow, estoy así: o_O 
    jajaja me encantó =D

    ResponderEliminar
  28. omg esme es mama de isabella?? o estoy aluvinando

    ResponderEliminar
  29. Esme es la madre de Isabella? OMG!!! 
    Joha cada capitulo me sorprende mas!!! I love it! 

    Xo

    ResponderEliminar
  30. Uhhhh la cobra esta celosa? ???
    quien es estas Esme? ?
    cuanto misterio. ...

    ResponderEliminar
  31. Hola Joha! wooow... que buen capitulo... y siempre dejándonos con la intriga entre tantas cosas escondidas tras esta historia... A caso Esme es la madre de Bella? comiéndome las uñas a la espera del próximo... Besos

    ResponderEliminar
  32. esto esta muy interesante mucho drama y entriga Esme es la  madre de Bella esto cada capi se pone mas interesante y a laves intrigante ,ne   encanta

    ResponderEliminar