miércoles, 8 de agosto de 2012

A mi manera - Capítulo 24


Capítulo :)!!. Besos.

Summary: Isabella Swan lo tiene todo, poderosa, fría y calculadora, acostumbrada a vivir en un mundo de hombres aprendió a tener el control sobre los demás… ¿Que pasará cuando un joven y tímido Edward Cullen llegue a su empresa y despierte su curiosidad? ADVERTENCIA, contiene material para mayores de edad.

Capítulo 24

Los papeles pasaban de un lado a otro en el escritorio de Isabella, tantos contratos que leer, analizar y después aceptar o rechazar la tenían al borde de la histeria, pocas veces sentía presión en el pecho pero ese día era la excepción, no sabía lo que era pero estaba incomoda.

Las letras del contrato de una pequeña empresa manufacturera de Michigan se le estaban entremezclando. Sabía que ahí decía algo de las ganancias anuales y de cómo se ofrecía un buen porcentaje de las mismas por una inyección de capital, pero aunque para Isabella ver gráficos y analizar tablas de datos era algo simple no podía entender las líneas trazadas ni los números esparcidos. Luego del quinto intento tiró los papeles lejos y se tomó la cabeza. Ya era la una de la tarde y lo que necesita era distracción así que la mejor solución estaba a la vista, quería salir a comer.

Cerrando la carpeta y tomando su bolso y su chaqueta salió de la oficina, ni siquiera se fijó en Jane, su único objetivo era el ascensor, cuando estuvo adentro en lugar de presionar el primero piso lo hizo subir hasta el tercero, pocas veces subía a otro piso que no fuera el último pero esta vez necesitaba su calmante personal.


En cuanto las puertas del ascensor se abrieron y sus tacones resonaron en el parqué, todos se giraron a verla, no supieron si era su aroma, su andar o qué pero todos la sintieron. Ella no miró a nadie especial, solo estaba concentrada en su chico a quien divisó sentado en un cubículo a unos cuantos metros, ni bien estuvo a su lado esperó porque él la sintiera pero no fue así, fue ella quien tuvo que voltearle la silla para que la viera.

- ¿Qué…? Amor… ¿Qué haces acá?

Aunque los ojos de Edward demostraban su felicidad, para Isabella no fue difícil saber que algo le pasaba, estos no brillaban igual que antes, aunque los de ella también debían estar un poco más apagados porque así se sentía.

- Voy a comer… ¿Vienes? – estiró su mano y él no dudó en tomarla

Más de una mirada curiosa estaba clavada en ellos, por eso ni bien el cuerpo de Edward se alzó frente a ella, Bella lo estiró pegándolo mucho más al suyo. El joven bajó la cabeza y ella se alzó en puntillas al mismo tiempo, sus labios se juntaron para el placer de ellos y para el regocijo de todos los curiosos del tercer piso.

- Se ven tan lindos… - murmuró una voz joven que no supo hacía quien se estaba dirigiendo

- Sí…

Los que no estaban conmovidos por la escena estaban desinteresados. Muchos no creían en las buenas intenciones de Isabella y otro resto no terminaba de comprar la carita de niño bueno de Edward. Muchos hablaban y hablaban de ellos pero la verdad es que a los jóvenes amantes eso les importaba muy poco.

- Tengo hambre, será mejor que bajemos

Bella asintió haciendo su mayor esfuerzo por no demostrar hasta qué punto los labios de Edward habían conseguido calmarla. Ese era un poder que no pensaba darle.

Thomas los condujo hacia el Nobu en donde Isabella tenía una mesa permanentemente para su hora de almuerzo, muy pocas veces la utilizaba pero le gustaba tenerla lista en caso de que sintiera la necesidad de salir de la oficina a comer y no quisiera ir muy lejos, además, por algo era dueña del restaurant. El maître bastante emocionado por la presencia de la pareja los llevó hacia la mesa apartada, ya todos conocían el rostro del novio de Isabella Swan, ellos muy poco leían la prensa amarillista pero la chica si era consciente de sus constantes apariciones, las que no eran muy detalladas por supuesto, ya que nadie podía acercarse a ella o a él para si quiera tomar una foto.

Era impresionante el miedo que podía infringir sabiendo presionar a las personas correctas, y es que los secretos tienen mucho más poder que el mismo dinero. Bendito sea Aro Volturi por ser un cerdo asqueroso y Alex Sulzberger por ser un buen hombre que entendió que era mejor mantener alejado al periódico más prestigioso de Nueva York y de Estados Unidos de ellos.

- Esto es impresionante

- La comida es exquisita, mandé a traer al chef desde Chile, su comida a base de mariscos es simplemente la mejor de todo Nueva York

La espalda de Isabella pese a estar recta denotaba su estado de relajo, quizás eran sus hombre o la sonrisa en su rostro pero de alguna forma, su posición consiguió que Edward se olvidará que estaban en un restaurant de lujo.

El asiento doble de cuero en el que estaban sentados les permitía estar juntos y mucho más cómodos que si estuvieran en su silla. Sus brazos se rozaban pero no tenían mayor contacto que ese.

- Me sorprendió que subieras, nunca lo haces

Ella encaró una ceja en un gesto demasiado sexy para la salud de Edward. Su entrepierna dolió al ver esa mirada - ¿Tienes alguna queja?

- Ninguna señora – ese fue un acto reflejo que en vez de complacer a Isabella consiguió sacarle una risa

- Creo que nunca me habías dicho señora fuera del cuarto

Sin dejar de reírse tomó la mano de Edward por sobre la mesa y le dio un apretón – Lo siento Bella

- No lo sientas, pero tampoco quiero que confundas los roles, ya hablamos de nuestra relación y aunque en el cuarto negro me debes un respeto absoluto sabes que eso que no aplica afuera de el

Una nueva sonrisa, esta vez un poco más grande se plantó en el rostro de Bella. ¿Dónde había quedado su mal humor?, no lo sabía, lejos suponía y era mejor así ya que ni siquiera sabía a qué se debía ese humor.

Ahora, con una Isabella mucho más allá de sus problemas el único que quedaba tenso era Edward, y es que le era prácticamente imposible sacar de su mente la conversación que había tenido hace un par de horas con Sammantha, sabía que debía hablar del tema con su novia pero ella parecía excepcionalmente alegre que no quiso molestarla.

Aunque Isabella se ofreció a pedir por ambos, Edward rechazó amablemente la oferta y decidió aventurarse por unas machas a parmesana, no estaba muy seguro del saber pero la descripción le hizo agua la boca. Mientras la comida llegaba, el mesero puso una porción de ceviche de salmón junto a una botella de vino blanco justo en el medio de la mesa para que la pareja comiera y bebiera algo mientras tanto. Bella fue la primera en sacar un poco y ponerle sobre su plato de pan, solo cuando vio comer a su novia, el joven se atrevió a seguirla.

- Exquisito – fueron las palabras casi orgásmicas del ojiverde

Los ojos de La Cobra se estrecharon y clavaron en su hombre - ¿Sabes lo que dicen no? – él dejó de comer para ponerla atención a su chica -, que los mariscos son afrodisiacos – ella alzó sus cejas y el sonrió mostrando sus dientes cuando entendió sus palabras -, así que… ¿Qué piensas de tomarte el día libre?

- Lo siento pero tengo pendientes

El rostro frustrado de Edward en vez de poner de malas a la chica la hizo tomar la iniciativa – Entonces supongo que tendremos que aprovechar mientras viene la comida

No era el afrodisiaco del ceviche, era solo su deseo por él lo que la hizo llevar su mano hacia la entrepierna de su novio. Solo le bastó un toque para comprobar que su novio estaba igual de necesitado que ella. Miró a su alrededor y se dio cuenta que el área VIP estaba mucho más vacía que de costumbre, en una primer instancia pensó en meterlo al baño y montarlo ahí pero ahora la sensación de voyerismo le parecía mucho más excitante. Sin moverse de la cintura hacia arriba procuró estimularlo solo con una mano, con la misma desabrochó el botón del pantalón de tela de joven y le bajó el cierre, una maniobra digna de una experta.

- Bella…

- Shuuu, solo disfruta – ella le guiñó un ojo y acercó más su cuerpo hacía él

Los asientos de cuero chillaron un poco pero él no se movió. Los dedos diestros de Isabella consiguieron liberar el miembro de Edward de la cárcel que era su ropa, en cuanto el frío del ambiente hizo con contacto con su cálida piel sensible gimió, pero en cuanto la mano de Isabella lo hizo casi gritó. No había mayor placer para Edward que la piel de Bella tocando la suya, sin importar que parte fuera.

- ¿Te gusta?

Los dientes de ella apresaron el lóbulo de él – Sí – gimió lo más bajo que pudo -, me encanta cuando me tocas – ella bombeo solo una vez antes de quitar su mano de él

Puso ambas manos sobre la mesa al mismo tiempo que llegaba el mesero. El hombre sin hacer contacto con ninguno de los jóvenes dejó los pedidos sobre la mesa, sirvió más vino en las copas y se fue. El minuto que estuvo el mesero sirviéndolos Edward no se movió, su pene estaba al descubierto, duro, húmedo y rogando por el contacto que había perdido.

- Bella… por favor – rogó mirando al frente, no se creía capaz de verla

- Come Edward – con sus delicados dedos tomó una de las machas y la acercó a la boca de su novio. Vio con satisfacción como él se la comía y gemía en el proceso

Ella lo imitó y probó una también. No habían probado más que un poco de los mariscos pero el cuerpo de la chica ya estaba listo para una sesión de sexo caliente. Así que aprovechando que su chico estaba concentrado comiéndose otra macha, volvió a meter su mano por debajo de la mesa, esta vez rodeó el pene de su chico sin miramientos, lo bombeo sin darle la oportunidad de decir nada y lo siguió haciendo hasta que Edward no pudo hacer más que afirmarse de los bordes de la mesa para no desmayarse.

La mano de Isabella no dejó de bombear, su mirada estaba clavada en la de su novio tratando de decirle que no iba a parar, él lo entendió así cuando las venas de su miembro se ensancharon y su semen amenazó con salir. Por un segundo La Cobra detuvo sus bombeos y se dedicó solo a acariciarle la punta, un gesto malditamente excitante pero que le iba a dificultar mucho correrse.

- Bella… amor… por favor

- ¿Quieres correrte? – gruñó mirándolo casi sin pestañear. Él asintió – Entonces, ¡córrete!

Volvió a masturbarlo pero esta vez con un ritmo casi frenético, solo fueron necesarios un par de movimientos para que todo el semen que Edward estaba conteniendo saliera volando hasta el “techo” de la mesa, el liquido que quedó en la mano de Isabella por su parte terminó en la boca de ella, porque sin ninguna intención de perderlo, llevó sus dedos a sus labios y los saboreó.

- Exquisito, aunque me gusta mucho más cuando tomó la leche directo del biberón

La voz sexual de ella mezclada con las palabras inocentes pero pervertidas hizo que Edward tomara un poco el control sobre la situación. Sin preocuparse por sus pantalones sueltos se arrimó a su novia y metió su lengua hasta el fondo de su garganta, él no le dio piedad hasta que ambos necesitaron el tan preciado pero inoportuno aire.

- Te amo Bella… cada día que pasa te amo más

Ella alzó una mano y la pasó por su rostro – Necesito montarte… urgentemente

- Entonces…

- Isabella, querida

Las manos de la castaña que estaban sobre el rostro de Edward se tensaron. Aún mirándolo a él le contestó a la voz que acaba de hablarle – Amanda – después de un respiro se volteó hacia la mujer -, un gusto verte

La mujer asintió imitando el gesto de Isabella – Te estuve tratando de localizar, aún no recibo tu respuesta sobre la cena de esta noche y aunque por supuesto que te tengo considerada encontré bueno aprovechar que te vi el preguntarte

La castaña hizo una mueca, esperaba tener que librarse de esa cena pero ahora que Amanda esta frente a ella le iba a ser realmente difícil. Miró a su novio quien veía la situación bastante ajeno y luego volvió a ver a la mujer.

- ¿Tu esposo se ha mantenido al margen?

La mujer rodó los ojos – Sabes que sí, Alex no tiene ningún interés en enemistarse contigo, menos ahora que hay posibilidades de que sean socios – Isabella asintió complacida - ¿Qué? ¿Crees que mi esposo no me iba a contar que La Cobra piensa comprar acciones en el periódico de mayor tiraje en Nueva York?

En otra circunstancia Isabella hubiera dado vuelta la cara de quien la tratara de esa forma e incluso, hubiera bastado con que la llamara “La Cobra”, muy pocas personas se atrevían a decirle así en la cara.

- Me encanta ver a una mujer que no deja que su hombre tome las decisiones solo – alzó la copa de vino en dirección a ella y le dio un sorbo -. Por supuesto que iré querida, además tengo muchas ganas de tener una conversación contigo en donde puedas sentarte

- Esta noche. Ahora tengo a un par de amigas esperando por mi – miró hacía algún lado -, pero de verdad Isabella, me agrada mucho que puedas ir hoy, sabes que para Alex y para mi esta cena es muy importante y que tu presencia en ella hará las cosas más fáciles

- Espero que tu esposo quiera agradecérmelo vendiéndome el 51% de las acciones

- Lo siento cariño, pero en eso yo no estoy de acuerdo

- Buena decisión Amanda… nos vemos esta noche

- Sí, ¿Van juntos cierto? – los apuntó a ambos

- Por supuesto Amanda

Bella respondió al mismo tiempo que tomaba la mano de Edward. El joven había estado mudo viendo como su chica intercambiaba palabras duras pero simpáticas con aquella mujer, nunca antes había visto a Bella así de distendida con alguien de su mismo sexo y le agradó saber que no todas las mujeres le caían mal.

- Y a ver si convences a mi sobrino de que vaya, hace un par de semanas ya que no lo veo

- Lo llamaré

Amanda asintió y apretó los ojos – Dile que vaya con su nueva novia – Isabella sonrió ante las conclusiones de aquella mujer. La divertía mucho -, María ¿no? – la castaña asintió -, bien, dile que le guardaré lugar en tu misma mesa… ahora me voy. Adiós chicos

- Adiós Amanda

- Adiós – la voz de Edward salió mucho mejor de lo que pensó él en una primera instancia

Cuando Amanda se alejó de ellos Edward juntó los restos de la conversación que había escuchado y los analizó. Cuando los hubo ordenados se giró hacia su novia.

- ¿Era la tía de Jasper?

Bella asintió dándole un nuevo sorbo a su copa – Es su tía “cool” – dibujó las comillas en el aire -, es una buena mujer

- ¿Y es esposa de…?

- Alex Sulzberger

- ¿El dueño del New York Times? – ella sintió - ¡Wuau!

- Sí, son buenas personas, de hecho creo que son pocas de las buenas personas de poder que hay en este maldita ciudad, es al único que no pude amenazar por publicar nuestra relación y no lo pude hacer porque no hay nada turbio en su vida… eso me gusta

Edward frunció el ceño, un par de cosas que había dicho su novia no le habían gustado – No me agrada que andes amenazando a la gente

- A mi tampoco – murmuró -, y si hubiera otra forma lo haría, lamentablemente este mundo es así de mierda y muchas veces hay que jugar el juego

- No amor – él tomó su mano y la apretó. Afortunadamente en un momento de la conversación de ambas mujeres había conseguido abrocharse los pantalones -, no es necesario que seas así, tu puedes ser distintas, tienes lo suficiente para ser distinta

- Nunca he aceptado la corrupción, todos mis negocios son cien por ciento legales pero algunas personas…

- Aléjate de ellos

- Eres tan inocente cariño – Isabella tomó el rostro de su novio y lo detuvo frente al suyo, esas palabras las dijo sin una gota de ironía -, ojalá todo fuera así de simple, lamentablemente no lo es – lo besó castamente relajándolo un poco

Detuvieron sus miradas por unos momentos hasta que ambos dejaron a un lado sus pensamientos, volvieron a ser solo ellos.

- Ahora vámonos, ya no volveremos a la oficina

- Pero…

- Tenemos una cena esta noche Edward y pienso llevarte de compras

Ambos rieron cuando se dieron cuenta de lo extraño que sonaban esas palabras saliendo de los labios de una mujer hacia un hombre. Maldito machismo… ¡A la mierda!, si Isabella Swan quería vertía a su novio y gastarse un montón de dinero en ello, podía hacerlo.

Hace un par de meses Isabella vio a Christian Siriano en la final de Proyect Runway y desde ese momento decidió que quería un par de vestidos de él, por eso desde ese entonces lo había mandado a diseñar un par de modelos pero recién ahora tenía la oportunidad de usarlo. También había mandado a hacer un par de trajes para su novio cuando comenzaron la relación, de esos no estaba segura que hubiera alguno terminado pero por alguna extraña forma confiaba en ese menudo hombre.

Al final resultó que el diseñador si tenía un traje para Edward que además combinaba sutilmente con el vestido azul eléctrico que eligió Isabella, ahora ambos con sus ropas en mano se encaminaron hacia el spa al que acostumbraba ir la castaña. Aunque el cobrizo tenía ciertos reparos ante la última parada la pregunta que le hizo la depiladora en cuanto quedaron solos le dio una buena idea.

- Sí por favor, quiero depilarme… ahí abajo – miró a entrepierna antes de tragar saliva

Ahora solo esperaba que su sacrificio fuera del agrado de su novia ya que el primer contacto con la cera caliente lo hizo arrepentirse.

.
.
.

Toda la tarde el joven Cullen estuvo convencido de lo que iba a hacer esa noche pero en cuanto Thomas se estacionó afuera de la mansión de los Sulzberger se sintió algo nervioso pero no fue sino hasta que entraron en el salón en donde se estaba celebrando el coctel que se terminó por arrepentir.

Los primeros murmullos cuando la pareja pasó no se hicieron esperar. Ahora no era solo Edward quien estaba incomodó, también lo estaba Isabella. Sabía que por algo no había estado muy segura de ir y ahora lo estaba recordando.

- Esto no es buena idea – murmuró el joven

Los ojos de Isabella se clavaron en su chico esperando porque dijera algo más. Se pararon cerca de una mesa de arrimo en donde escaparon un poco de las miradas curiosas.

- Es en serio – volvió a hablar -, siento que esto no está bien

Edward miró a su chica y la vio mirando a todos lados buscando ojos curiosos. Sí, esto había sido un error, ella no quería estar ahí.

Los labios de Isabella fueron apresados por sus dientes. Se demoró un par de segundos en soltarlos - ¿No quieres estar aquí?

Edward no lo notó pero las manos de Isabella estaban temblando un poco. No tenía rabia, ni siquiera sentía deseos de decirle algo hiriente, se sentía mal, un poco traicionada y muy, pero muy triste. Lamentablemente en su diccionario no estaba la palabra “rogar” así que hizo lo que siempre hacía en esas situaciones. Respiró hondo, echó sus hombros hacía atrás, enderezó aún más su espalda y sonrió como si no sintiera nada.

- Si no quieres estar aquí puedes irte… nadie te obliga Edward

Isabella había engañado a muchas personas a lo largo de su vida. Le gente no sabía distinguir entre el personaje ficticio de La Cobra y ella misma, para el resto eran la misma persona. Pero para Edward no, él si sabía distinguir cuando la castaña se ponía en su papel de mujer fatal, fría y arrogante… pero esa no era ella y él lo sabía.

- ¿Tú quieres que me vaya?

Con sus manos en los bolsillos él no parecía muy seguro de sí mismo, pero lo estaba – Edward… puedes hacer lo que quieras. No te voy a obligar a estar acá… si quieres irte puedes…

- ¡No! – la interrumpió con voz firme arriesgándose a un castigo muy fuerte. Llevaban tanto tiempo de pie en el mismo lugar que ya estaban atrayendo miradas curiosas que con tanto esfuerzo habían desviado sus ojos de ellos -, lo que quiero es que tú me digas si me quieres acá, quiero saber si a ti te molesta que todos nos miren y vean como tu novio no es nadie más que en empleado tuyo, quiero saber si eres tú la que está incomoda… yo – respiró hondo. Isabella solo estaba de pie frente a él viendo -, solo quiero saber tú estás bien con todo esto, nada más. Entonces la pregunta es… ¿Me quieres aquí a tu lado Isabella Swan?

- Edward…

- Yo estoy incomodo pero tú también, siento ser alguien tan sensible pero de verdad me gustaría alguna prueba de que me quieres aquí, sé que no querías venir o si no, no te hubieras decidido a última hora, tú no eres así Isabella

Ese fue el tope para la chica. Edward ya solo la llamaba Bella, así que el que la llamara por su nombre completo la desencajó.

- Te quiero aquí Edward – habló con firmeza

El joven sonrió porque los ojos de su chica le mostraron lo que el necesitaba. La fuerza para aguantar todas esas miradas y todos esos murmullos, Edward podía aguantar lo que fuera siempre y cuando su novia estuviera bien y ahora él sabía con certeza de que ella estaba bien y que lo quería ahí.

- No sabes cómo…

Y ante todo el mundo La Cobra tomó el rostro de su chico y lo besó. No le importaba si la veían o si los fotógrafos que estaban ahí vendían la noticia, ya ni siquiera le interesaba esconder su relación. Ya todo el mundo sabía de ellos y era mejor para ella, así todos sabían que el responsable de su sonrisa y de su ablandamiento tenía nombre y apellido. Antes eso podría haberla avergonzado pero ahora la enorgullecía porque su vida estaba cambiando, pero para bien.



________________________

Besos, Joha!!!

44 comentarios:

  1. Algo me dice que a la cobra le van a bajar una muralla, espero que no lo deje escapar

    ResponderEliminar
  2. holaaa Johaa!!! ahh que adelantooo ohh solo esperoo que no terminen o se peleen me intriga mucho leer todo el capi!!! y buenoo que decidira la cobra edward la ama y sabe lo que quiere bella lo querra asu ladooo esperoo que siiii yoo creoo que siii jee!!!!! nos leemoss!! buen luness!!!!!

    ResponderEliminar
  3. ay dios ojala la cobra no lo deje ir ed vale muxo y si no sabe apreciarloalguien mas llegara ojala todo kede bn entre ellos... ke paso con lo doc de renee omg

    ResponderEliminar
  4. vamos mi kerida cobra, no kieres ke se valla!!!

    ResponderEliminar
  5. fantastico adelanto solo espero que no lo deje ir....Gracias bebe...

    ResponderEliminar
  6. que mala eres :'( como nos dejas asiii :(

    ResponderEliminar
  7. obvio que lo quiere ahí solo que no sabe como expresarlo es nuevo para ella volver a sentirse enamorada, me encanta que la confianza de ed se vaya fortaleciendo al paso de su relacion con la cobra

    ResponderEliminar
  8. Que pasooooo!!!!?????????
    JODER!!!
    YA LO QUIERO LEER!
    MUJER NO DEMORES!!

    Karla Cullen Hale

    ResponderEliminar
  9. Wow!!! Amo a este Edward sumiso pero decidido y valiente, porque creo que nadie se le planta así a La Cobra!!! Espero que así como él tiene el valor, Bella sepa defender a su amor!
    Joha tengo los nervios de puntas de no saber como reaccionara La Cobra ante este Edward!

    Xo

    ResponderEliminar
  10. Hola espero que Bella se de cuenta del gran amor que Edward le tiene y eso le de la fuerza que necesita para rogarle que se quede con ella en espera del capitulo completo
    saludos y abrazos desde México

    ResponderEliminar
  11. Oh por Dios!! Que le responderá Bella??
    Por que a La Cobra no le dolería mandarlo al carajo...Pero Bella ya es otra cosa :S
    Ojala no vaya a tomar una decisión equivocada!!!

    Quiero cap!!!! :)
    Cuídate Joha :D

    ResponderEliminar
  12. hola k tal???
    espero q no le entre la rabietay lo envie todo al carajo jajaja
    que no lo deje ir...

    un besito y cuidate.

    ResponderEliminar
  13. wow!! no se porque pero esperaba algo asi....mas bien queria y necesitaba asi!! q Eddy se pusiera sus pantalones!! XD


    Y no se porque pero presiento q a ella eso le va a gustar U.u

    me encantaaa! ya quiero leer! GRacias ;)

    ResponderEliminar
  14. Oh? no entendi que paso porque estan discutiendo... y la pregunta que le tiro Edward... ojala todo salga bien...

    ResponderEliminar
  15. oh dios, como es que llegaron a eso!? estoy muy intrigada, espero que Bella siga a su corazón, solo eso c:
    Chivy

    ResponderEliminar
  16. pork esa mujer es tan dificil, ese hombre la ama con todo su corazon y ella se pone dificl, dios joha dejame golpearla, solo un zape solo uno, pekeñito porfis :)

    ResponderEliminar
  17. me dejaste con la intriga...actualiza pliss...que respondera bella?

    ResponderEliminar
  18. Joha me estoy quedando sin uñas me dejaste intrigada
    quiero saber que dira bella
    actualiza pronto plis

    ResponderEliminar
  19. Actualiza pronto porfiss esta muy buena tu historia!! Si yo fuera la cobra no lo dejaría escapar a mi ed!!

    ResponderEliminar
  20. Que traviesa la Bella! hahahah esa escena del restaurant! me matooo!!

    Mas linda que lo quiere ahi!! veo una gran lucha de Bella con los cambios que Edward esta dando a su vida! !

    Me gusta mucho este fic y muero de ansias porque lo actualizes XD

    Buenisimo Cap! GRacias

    ResponderEliminar
  21. Que lindo como termino el capitulo, me gustó mucho que Bella fuera a buscarlo a su cubiculo y su reacción final en la fiesta, definitivamente Edward la está volviendo más humana.

    ResponderEliminar
  22. Me a encantado!!! y la escena en el restaurant, estaba traviesa la cobra!!!! Edward sigue siendo un tierno y cuando le pide que le diga si lo quiere aqui, si que la cobra demuestre mas sentimientos!!! aunque en este capitulo a estado mas humana...
    Edward le tiene que decir lo de su charla con samantha, le va a servir a bella..

    ResponderEliminar
  23. Buenisimo capitulo, me encanto que ahora la cobra este tomando su lado mas humano... que edward la cambie para bien pero haber como reacciona con lo que tiene que contarle a lo mejor no lo tomara bien... me gustan tus fic.. y este me encanta :D

    ResponderEliminar
  24. Vaya que ahora si me hiciste sufrir, cuando leí el adelanto pensé que se había enojado porque Edward se vio con la otra mujer. Puff afortunadamente Bella reacciono y fue capaz de decir lo que necesitaba para que Edward se quedara. Ahora si que te tomaste tu tiempo para escribir el capi, ya me moria de nervios xD

    ResponderEliminar
  25. Estuvo genial el capi me encanta que Bella esté cediendo poco a poco y no se averguence de Ed en ningún sentido, y quien puede no estar feliz con semejante bombom y de paso un tierno y cariñoso solo alguien como él podía ablandar y enloquecer de amor a la cobra....Gracias Johita esperando tus otras actualizaciones besos....

    ResponderEliminar
  26. Holaaaa siii que capitulooo me encantoo!! estuvo muy buenoo que bella empiece a ceeder un poco en su relacion con edward y este mas relajadaa y buenoo esee besoo y eso que le dijo que lo quiere ahi ahhhhhh fue hermosooo!! y edward esta teniendoo mas confianza en si mismooo!!! eso tambien estaa muy buenoo!!! haber si en el proximoo edward le dice lo que descubriooo a bella!! gracias por este magnificoo capittuloo!! besos enormess!! buen diaa!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  27. me alegra que su relación vaya mejorando, pero aún hay intrigas aquí, por qué bella no quería ir a la fiesta?? estoy deseando saber qué ocurre

    ResponderEliminar
  28. La Cobra es una traviesa!! Jajajaja
    EL RESTAURANTE (y)
    Awwww! BELLA ES MUY TIERNA CON EDD
    NO DEMORES!

    Karla Cullen Hale

    ResponderEliminar
  29. hola, ainsss la cobra cada vez mas humana es como el dragon de Sachita1212 cuando se enamoran nada q hacer , se entregan por completo, menos mal bella tiene aliados, q estes bien y hasta el proximo capitulo

    ResponderEliminar
  30. quee buen cap!

    muy atrevida la cobraa!! no se deja intimidar!

    me encanto q el se le plante asi de una! y q ella sea cada dia mas honesta! y se reserve cada vez un poco menos con el q es un dulceeeeeeeeeeeee

    besitosssssssssssssss

    espero otro prontitooooooooooooooooooooooooooooooooo

    ResponderEliminar
  31. omggggggggggggggggggggg me suuuuper ennnncantoo !! tan bellos wow pero no me gusta que edward no le haya contado nada aun!! eso traera problemas, lose !! la confianza es algo muy importante en ese tipo d relacion


    att miiri

    ResponderEliminar
  32. Ahhh lloro de la felicidad!!! Me fascino el cap!! Amo su relación y como poco a poco La Cobra va cediendo ante los encantos de mi Ed :3

    Aunque creo que Ed le hubiese contado de Samantha!

    Me fascino el mmm trabajo manual de Bella jajaja Sigues dándome ideas Joha XD
    Ya quiero ver que pasa en esa dichosa fiesta!! :D

    Cuídate Joha!! :D

    ResponderEliminar
  33. Cuiando hay tanta felicidad algo pasa siempre!! jesus esopero que les vaya bn excelente cap joha como siempre!!!

    ResponderEliminar
  34. woo ame que ed se imponga es sexy y la escena del restaurante uff me encanto
    estoy teniendo problemas con mi pc no me deja entrar a los blog, ni a ninguna cuenta :( justo ahorita estoy en la pc de una amiga asi que.. podrias actualizar en fanfiction los demas capitulos? porfavor te lo agradeceria muchisimo ya que asi podria entrar desde mi cel, ya que como los blog son algo pesados? siempre se termina trabando mi cel :/ y en verdad me encantas tus historias

    ResponderEliminar
  35. Qué genial entrar al blog y ver tantos comentarios en esta historia *-* pucha que es complicada la cobra :/ pero al menos su corazón se está ablandando con Edward, pero siento que les falta mas complicidad, alguna situación en donde Edward tome las riendas (no precisamente dominación y eso xd) pero no sé me gustaría ver a la cobra relajada con Edward y el haciendola reír *-* sería tierno! jajaja

    Me encantó el capítulo *-* espero que estés bien Joha!

    ResponderEliminar
  36. oh por dios, casi lloro de la emoción, me encanta, en serio, la nueva actitud de Bella, que Edward sea tan bueno y que ambos apoyen al otro, me encanta esta nueva Cobra, no puedo dejar de pensarlo, me encanta que ya no se preocupe tanto de la gente y que esté dispuesta a ser feliz con Edward.
    Me encantó el capítulo heavymente... y concuerdo con "aboutmyxdreams" (el comentario anterior) sería hermoso ver a Bella feliz con Edward aunque creo que por ahí va, se nota que ya es mucho más ella misma
    Chivy

    ResponderEliminar
  37. como diría mi pollito!!!! gaba!! gaba!!!!! yupi!!!!!, ella en busca de SU sumiso!! perfecto, ella ofreciéndose para comer!!!???? excelente, ella deseándolo!!!! malditamente arrollador!!!! querida joha precioso este cap!!!!, ella se enfrenta a todos y el toma la fuerza y se hace fuerte por las palabras de ella!!! si ella cae el la levanta irresistible!!!!!!esta cobra y su mejor antídoto están juntos!!!!! gracias mil por el cap!!!!!

    ResponderEliminar
  38. hola k tal??
    me encanto elcapitulo..cada vez estoy mas enganchada a esta historia jajaj...
    la verdad esq la cobra ya va mostrando su lado mas sencible..

    felicidades por el capitulo... me encanto.

    un besito y cuidate

    ResponderEliminar
  39. bellossssssssss hermoso capitulo la cobra ya esta aflojando y ya muestra su amor hacia edward frente a los demas actualiza pronto besos

    ResponderEliminar
  40. woooo eso es saber cuando debes de tener los pantalones o los ovarios bien puestos, amo a esos dos, y que ella le de su lugar, y que no se averwenze de el.... solo espero que edward le diga pronto de su reunion, y de los papeles que le dieron,porque sino creo que se enojara mucho bella..... genial Joha

    ResponderEliminar
  41. Excelente te amo cobra!!! xD
    Que lindos y calientes son me encantan =)

    ResponderEliminar
  42. Mierda santa!
    Oh me voy de vacaciones y publicas cap nuevo :C pero bueno OMG EL BESO, me encanta ed siempre y hace que la cobra sea un poco mas vulnerable y que el mundo exterior sepa que si tiene corazón, pero lo malo son sus enemigos con eso ya vieron su debilidad no me gusta.
    Besos
    -Vale

    ResponderEliminar
  43. :O!! ... Muy Bueno jajaja!!.. Hay Joha Espero suuuuper Pronto el nuevo capi :D!

    ResponderEliminar
  44. HolaJoha.... me encantó! Edward esta sacando lo mejor de Bella... yella se esta dejando ser....

    ResponderEliminar