viernes, 3 de junio de 2011

Siento - Capitulo 27


Hola!!. Nuevo capitulo, estoy actualizando las listas y espero subir completito "El mejor de mis pecados" ahora. Besos!!

Summary: ¿Eso es lo que quieres? – asentí por miedo a que no me salieran las palabras – Bella… dime que no me quieres – se acerco mas a mi cuerpo hasta dejarme atrapada entre el lavamos y su perfecto cuerpo. ADVERTENCIA, contiene material para mayores de edad.

Capitulo 27


Edward POV

Estar de pie donde estaba era demasiado extraño para mi, pero mirar al lado y ver a mi ángel lo era aun mas, si hace 6 meses alguien me hubiera dicho que hoy estaría junto a mi hermano y al resto del equipo recibiendo el premio como mejor equipo de Rugby del estado de Washington mientras mi novia recibía el de mejor equipo de porristas, realmente no lo hubiera creído, es mas, ni siquiera lo hubiera considerado.

Pero si, aquí estoy, de pie mientras todos están felices, y yo sobre todo, porque tengo a Bella a mi lado, de verdad que no puedo pedir nada mas en estos momentos.

- ¿Qué piensas? – parpadee un par de veces para volver a la realidad

- Nada – le sonreí – solo en lo afortunado que soy

- Yo también soy afortunada – se acurruco aun mas hacia mi

- ¿Por qué?

- Porque tengo a mi lado al hombre que amo – se puso de puntillas hasta que alcanzo mis labios donde dejo un casto beso

- Te amo – no pude evitar acariciar su mejilla con la mayor de las devociones

- Y yo a ti

- ¡Hey tortolitos! – ambos giramos para ver a mi hermano llamándonos

- ¿Qué pasa Emm? – Bella se enredo en mis brazos

- Hoy van a hacer una fiesta por el fin del campamento y… - se acerco a nosotros con una sonrisa en el rostro – como somos los antiguos reyes – encaro sus cejas – podríamos…

- ¡Emmett! – lo reprendí – es muy temprano aun

- Que amargo Eddie – se burlo – ¿Cuándo voy a poder jugar con el tema? – su tono de voz de niño chico nos hizo reír

- No se – me levante de hombros – pero aun no

En cuanto Emmett se beso con Rose comenzó con las bromas hacia Bella y hacia lo que tuvieron, aunque me gusto verlo jugar con un tema que fue difícil para todos, aun así creí que era muy pronto.

- Bueno, bueno – levanto las manos en señal de rendición - ¿Vienen?

- ¡Claro! – Bella comenzó a caminar arrastrándome con ella

En medio del campamento se había hecho una fogata, había alcohol de sobra y música también, ya estaban todos festejando y eso que no nos habíamos demorado nada, creo que cuando se trata de diversión las cosas se arman en un segundo.

- ¡Bella! – mi hermana se tiro y se colgó del cuello de mi novia - ¿Te he dicho cuanto te quiero? – los ojitos y la voz de Alice me indicaron que algo iba mal

- Si – rió Bella

- Pero – hipo un poco – hay que recordarle a la gente cuanto se le quiere – rápidamente su tono alegre se empezó a entristeces – porque – volvió a hipas – después – ya las lagrimas estaban al borde

- ¡Alice! – Bella la tomo por los hombros y la zamarreo un poco

- ¿Cuántos has tomado? – así que eso era, ya me parecía rara la actitud de mi hermana

- Esto – junto su dedo índice y el pulgar para indicar algo parecido a un centímetro, cosa totalmente imposible

- Ok – se burlo mi ángel - ¡Mira! – apunto detrás de mi hermana – Jasper te busca – aunque seguí su dedo no vi nada

- Jazz – hipo como por quinta vez – lo amo tanto ¿Sabes? – volvió a su estado triste – ¡Nos vamos a casar! – ahora estaba totalmente alegre – él no lo sabe aun pero… algún día seré su esposa

- ¡Alice! – me gire para encontrarme con Jasper - ¿Cómo estas pequeña? – se acerco a mi hermana y la abrazo, me encanto ver el amor que se transmitieron

- ¡Bien!... Jas, Jaz, Jaz – comenzó a cantar – Vamos… quiero que me hagas esos con los dedos y…

- ¡ALICE! – grite a todo pulmón, que aceptara su relación no quería decir que quisiera saber ciertas cosas

- Perdón – se disculpo Jasper – nos vamos

- Cuidadito ehhh – no pude evitar advertirles

- Celoso – se burlo mi novia

- Si – levante la barbilla – y a mucho gusto

- ¿Sabes…? – uno de sus finos dedos empezó a jugar en mi pecho trazando formas sin sentido pero sintiéndose muy bien, tanto que tuve que cerrar los ojos

- No… - casi gemí

- Tengo una fantasía – lentamente y casi como una tortura su dedo siguió bajando haciendo que me separara bruscamente de ella

- Bella – la regañe – estamos en un lugar publico – ambos miramos por todos lados y esto ya parecía casi una orgia, estaban todos en su mundo, algunos borrachos y otros demasiado excitados

- Ven – tomo mi mano y volvió a tirar de mí, si hasta me cuestione de la fuerza de mi novia

La seguí sin chistar, después de todo para eso vivía, para complacer y hacer realidad hasta sus mas sórdida fantasías, seguimos caminando hasta que entramos en el sector de los baños, me llamo la atención hacia donde nos dirigíamos, estos eran los que compartíamos entre todos.

- ¿Qué hacemos aquí? – mire por todos lados y no había nadie

- Hacer el amor – se encogió de hombros y sin esperar dirigió sus dedos a mi polera que levanto, como yo no alce los brazos frunció el ceño - ¿Qué pasa?

- Puede venir alguien… mejor vamos a las cabañas – la tome de la mano pero no respondió

- Eso es lo excitante – volvió a tomar el borde de mi polera – el saber que alguien puede venir – la subió un poco y dejo un beso en mi pecho - ¿O no quieres hacerlo? – me miro hacia arriba con los ojitos chiquititos y haciendo un adorable puchero

- Sabes que si – comencé a ceder – pero…

- Tranquilo… cuando escuchen nuestros gemidos no se acercaran – se separo de mi y cerro la puerta pero no le puso seguro

- Échale seguro

- Nop – se giro hacia mí y caminó como una leona en celos – te dije que así es mas excitante

Volvió a levantar mi polera y esta vez la ayude a sacarla, cuando vio mi pecho al desnudo enseguida guió su lengua hacia mis pezones, la sensación era de lo mas placentera, cuando añadió dientes a su trabajo.

- Mmm – ronroneo sobre mi piel – sabes tan bien – y para probarlo paso su deliciosa y caliente lengua desde mi ombligo hasta mi mandíbula – exquisito – expulso todo su embriagante aroma en mi boca

No pude mas y la tome del pelo para besarla con furia, juro que trate de mantener la compostura, pero con ella perdía todo rastro de cordura, me deleite con el sabor de sus labios, quise seguir pero me apremiaba probar su lengua, esa lengua que se sabe mover tan bien sobre mi cuerpo, sobre todo… , menos ni pensar en lo bien que se mueve sobre mi polla, explore su boca por completo, la danza que formamos mantuvo un ritmo muy bien marcado, pero nuestras manos rápidamente se comenzaron a desesperar, necesitábamos sentir mas piel del cuerpo del otro.

Metí mis manos por donde pude, cuando me vine a dar cuenta, Bella seguía con su uniforme de porrista y si antes sentía que mi pantalón iba a estallar, ahora estaba seguro.

- ¡Mierda! – deje sus labios para buscar su cuello – estas demasiado caliente vestida así

- No me digas que – rió cuando comencé a dejar lengüetazos en su cuello – tienes el típico fetiche de la porrista

- Mierda si – la tome por sus exquisitas nalgas, al tomarla su minúscula falda se subió dejándome sentir su peque short – esto esta demás – sin esperar mas la deje sin nada debajo

- Me gusta verte así – mi miro directo a los ojos mientras comenzaba a masajear mi muy dura polla – mmm estas tan duro

- Tranquila – la gire y la peque en el lavado – muy pronto me vas a sentir adentro

Se que estaba comportándome un poco salvaje pero eso era lo que Bella lograba conmigo, lo único que quería en estos momentos era cogérmela por detrás con su uniforme puesto.

Dirigí mas manos hacia su pequeño chaleco y lo levante lo justo para dejar sus pechos libres, los que saltaron en mis manos, la muy… no llevaba ropa interior.

- ¿No conocer los bracieres? – sin esperar respuesta peñisque sus pezones - ¿O te gusta que tus tetas salten mientras caminas?

- Ohhh nooo – descansó su cabeza en mi cuello mientras seguía masajeando sus pecho – me encanta – mire el espejo que estaba delante de nosotros y ame su cara de caliente

- Tendré que castigaste – deje uno de sus pezones para darle una nalgada

En cuanto mi mano hizo contacto con su piel gimió audiblemente, no se si fue de dolor o de placer así que levante la vista y la vi mordiéndose el labio, repetí el gesto y volvió a gemir, definitivamente era de placer.

- ¡Mierda Edward! – tiro su cabeza hacia delante haciendo que su desnudo culito se frotara sobre mi polla – estas tan duro… necesito que me folles – sus gemidos lastimeros me encantaron y encendieron mas si eso es posible

- No nenita – tome sus hermosos cabellos con mis manos e hice que su cabeza descansara en mi cuello, su boca quede a centímetros de la mía – eso será cuando yo quiera – y sin mas metí mi lengua en su boca, la saque inmediatamente ganándome un jadeo de su parte - ¿Entendido? – asintió

- Si… ¿Qué puedo hacer para convencerte? – hizo un adorable puchero mientras se giraba y comenzaba a masajear mi polla por sobre la ropa – podría… - paso su lengua por sus labios saboreándolos y como todo un animal la hinqué a la altura de mi polla

- Chupa – gimió aun más cuando la tome del pelo

- Como mande – miro hacia arriba y mantuvo mi mirada mientras me sacaba los pantalones, la desgraciada comenzó a mover su lengua en su boca mientras me desnudaba, sabia que con eso me estaba torturando

No se en que momento se metió mi pene en su boca pero fue exquisito, tuve que mantener todo mi control para no correrme enseguida, definidamente era un experta en mamadas, relajo su garganta para meterlo aun mas adentro, con sus manos libres comenzó a darles unos ricos masajes a mis testículos, tuve que tirar la cabeza hacia atrás de placer pero no deje de marcarle el ritmo con mis manos, cuando el orgasmo se estaba acercando, la agarre de los hombros y la levante, seguramente que con mas fuerza de la necesaria la puse sobre el lavado y la penetre con fuerza desde atrás, juro que nunca la había escuchado gritar así.

- ¡Mírame! – demande mientras volvía a tomarla de sus cabellos – mírame mientras te follo

- Siiiii – tiro su cabeza hacia atrás y como pudo se las arreglo para pasar su lengua por mi cuello

- Bella… - gruñí

- Mmm ahí… justo ahí mmm – me ayudo moviendo su sensual culito sobre mi, pero quería hacerla sentir mas así que no me demore en estimular su clítoris - ¡Edward!

- ¿Te gusta? – susurre en su oído

- Lo amo… te amo

- Yo también te amo – aunque fuera sexo salvaje me gustaba recordarle cuento la amaba

- ¡Me corroooooooo!

- Vamos nena… correte… empápame – ahora yo pase mi lengua por su cuello

- Acompáñame – deje de afirmarse en el lavado y me tomo por los codos – quiero sentirte adentro… quiero que te corras en mi – y volvió a refregar su culito en mis polla

- ¡Mierda!

- ¡EDWARD SIIIIII MIEDA SIII! – dejo caer su cuello derrotada en mi cuello pero yo aun no llegaba

- Aun no nena – la incline aun mas y no se como agarre un nuevo ángulo dentro de ella

- ¡OHHH!

- ¡BELLAAAA! – la tome fuertemente de las caderas para mantener el equilibrio

- ¡EDWARD! – sentí como volvió a correrse

Esta vez quedamos los dos derrotados y cansados de tanto placer, pero no nos dimos tiempo de descansar, teníamos que dejar libre el baño, así que nos comenzamos a vestir.

- Eso fue… - suspiro pero no pudo seguir porque un golpe en la puerta nos sobresalto

- ¿YA SE PUEDE PASAR? – gritaron desde afuera mientras yo me ponía colorado y Bella se reía.

_____________________

Besos, Joha!!

7 comentarios:

  1. Que pasada jajajajaja que travieza jajajajaja

    ResponderEliminar
  2. Que pasada jajajajaja que travieza jajajajaja

    ResponderEliminar
  3. Fantástico, me he reído mucho con este capítulo, esta porrista está que se sale de divertida!!!

    Y Edward bueno..., tendríamos que tener montones de ellos para nosotras jajaja

    Besitos preciosa

    ResponderEliminar
  4. jajajajajaja.. que chicos estos!!!!!! la gente espera.. jajaja.......
    Me encanto el capi johaaa.. muy buenoo me encanta este finnn.. espero que actualices prontoo. Besotesssss

    ResponderEliminar
  5. jajajajajaja.. que chicos estos!!!!!! la gente espera.. jajaja.......
    Me encanto el capi johaaa.. muy buenoo me encanta este finnn.. espero que actualices prontoo. Besotesssss

    ResponderEliminar
  6. Que pasada jajajajaja que travieza jajajajaja

    ResponderEliminar
  7. Como que el sentido del humor se hereda, primero Emmett queriendo bromear acerca de su relación con Bella o algo así. Alice diciendo frente a Edward que quería que los dedos de Jasper se movieran no se como. Pero para el final Bella y Edward acaparando el baño, eso de hacerlo en un baño estuvo hot. Y con lo demás morí de risa. Super capi. Cuídate Joha que estés bien.

    ResponderEliminar