martes, 18 de diciembre de 2012

A mi manera - Capítulo 33

Perdón por los horrores ortográficos, pero es tarde :(

Summary: Isabella Swan lo tiene todo, poderosa, fría y calculadora, acostumbrada a vivir en un mundo de hombres aprendió a tener el control sobre los demás… ¿Que pasará cuando un joven y tímido Edward Cullen llegue a su empresa y despierte su curiosidad? ADVERTENCIA, contiene material para mayores de edad.
Capítulo 33

- ¡Yo voy con ella! – Edward ya estaba apoyado en el marco de la ambulancia cuando el paramédico lo detuvo.

- Lo siento señor pero…

- No pienso dejarla sola – solo bastó una mirada de Edward para que el joven retrocediera.

En la mente del cobrizo no está ser tan frio y maleducado con alguien pero en esos momentos no tenía ánimos para ser amable con nadie, menos con alguien que trataba de alejarlo de Bella.

Bella… su Bella… aunque no podía tocarla, se conformaba con mirarla, mientras los paramédicos trabajaban en ella. Con gran esfuerzo se apostó en una esquina y espero hasta que se dio cuenta que la chica estaba mucho mejor, solo unos segundos después la ambulancia se detuvo y los paramédicos bajaron a Bella, él se movió solo por instinto.


- La llevaremos a Cuidados Intensivos, ahí no puede entrar – el conductor de la ambulancia se había acercado a él mientras el resto seguía preocupado de ella.

- Bien.

Edward trató de ser amable pero dudaba que lo haya conseguido. Cuando ya no puedo seguir avanzado al lado de la camilla de Bella, retrocedió lo suficiente para que su espalda chocara con la pared, cuando se sintió medianamente firme, se resbaló por ella hasta que llegó al suelo, ahí se aferró a sus piernas y apretó los labios lo mas fuerte que pudo, estaba a punto de dejar que todas sus lagrimas contenidas salieran pero una mano sobre su hombro no lo dejó.

- Ella va a estar bien.

Negó con la cabeza, no porque no creyera que fue así sino porque no podía hacer nada – Nunca pensé verla así…

- Tranquilo – se dejó abrazar por Jane porque de verdad necesitaba sentir que alguien estaba con él -, ella es fuerte, la conoces, sabes que no se dejará vencer por una pequeñez como esta.

El joven no dijo nada porque no tenía nada que decir.

Siguió en la misma posición con Jane a su lado hasta que ella decidió levantarse para ir por unos café, él aprovechó el momento y fue a recepción a preguntar, lamentablemente los doctores aún estaban con ella y de todas formas, no querían darle mayores informaciones ya que esa era un privilegio de los familiares más cercanos.

¡Charlie!

Edward quiso golpearse por no pensar antes en él, suponía que alguien ya lo había llamado pero no quería confiarse, así que sin pensarlo comenzó a buscar un teléfono público, solo alcanzó a levantarlo cuando un cegado Charlie Swan entraba a la clínica, sus expresiones eran duras y sus ojos prácticamente vacios.

- ¿Qué pasó? – el hombre entró sin mirar a nadie más que a Edward.

- No lo sé… el medico aún no sale – el joven apuntó hacía la puerta de emergencia, donde le habían prohibido la entrada.

- Pero tú la viste – Charlie se acercó lo suficiente hasta el cobrizo como para poner una mano en sus hombros -, ¿estaba muy mal?

Edward se encogió al recordar esos momentos. El frio que pasó por su columna lo hizo temblar, gesto suficiente para que el señor Swan entendiera que lo que le había pasado a su bebé era mucho más que un simple desmayo.

- Charlie…

Pese a todo lo que le había pasado en la vida, Edward Cullen siempre fue un chico fuerte, tuvo que serlo, por su padre y por él, así que aunque muchas veces lo quiso, nunca se dio el lujo de llorar. En cambio ahora era diferente, no le importaba que la gente lo mirara o incluso, que Bella no lo amara más, a Edward lo único que le importaba en esos momento era soltar el enorme nudo que tenía en su garganta, y para eso se aferro a la chaqueta del que alguna vez fue su novio y dejó que sus lagrimas salieran en búsqueda de ese niño que alguna vez se perdió.

- Charlie…

-Tranquilo hijo… - Charlie lo abrazó con fuerzas, él también quería llorar pero sabía que en esos momentos debía contener al chico, era lo mínimo que podía hacer -, ella va a salir… ¿o acaso crees que un simple desmayo podrá con ella?... no le dicen La Cobra por nada.

Las últimas palabras de Charlie hicieron que Edward sonriera, de mejor ánimo se separó de él, no sentía vergüenza, sino alivio. Justo en el momento en que los dos hombres más importantes en la vida de Isabella Swan se daban una palmadita de aliento en la espalda, salió el médico tratante de castaña, lamentablemente para los hombres, la mirada que traía el profesional no era para nada alentadora.

- Charlie – el doctor, aunque no conocía al señor Swan si sabia quien era así que procuro sonar calmado, sabía que lo último que debía hacer en circunstancias como esas era exaltar a un hombre de poder como él -, soy el doctor Smith, estoy a cargo de su hija, y…

- ¿Está bien?

Los ojos café de Charlie eran los dignos antecesores de La Cobra – Sí… bueno, está estable, pero aún le estamos realizando unos exámenes y… señor – el doctor cuadró los hombros y respiró antes de soltar lo que tenía que decir -, ¿usted sabe si hay alguien interesado en hacerle daño a su hija?

- ¿Qué quiere decir? – la cabeza del patriarca Swan estaba atando los cavos suficientes para llevarlo por el camino del odio. Con sus puños apretados avanzó un pasó hacía el hombre de bata blanca.

- Yo… bueno – volviendo a cuadrar los hombros, el doctor Smith soltó lo que tenía -, le hicimos unos exámenes preliminares y la señorita Swan tiene claros signos de haber sido envenenada.

Un ruido sordo hizo que los tres hombres se giraran. Jane, ahora con los dos café desparramados a sus pies sintió como su pecho se contraía sacándole parte del aire que tenía en sus pulmones.

- Lo… siento – quiso agacharse a recoger lo que había dejado caer, pero todo era un desastre, con suerte pudo levantar los dos vasos de plástico.

Charlie, ignorando a la secretaria de su hija, se volvió a concentrar en el doctor – Doctor Smith – habló con su voz dura y fría -, necesito que se explique mejor.

- No es un envenenamiento fuerte, es más bien algo reciente, por lo que puedo deducir – el hombre comenzó a moverse con incomodidad ante la atenta mirada de uno de los hombres más poderosos de todo Estados Unidos -, debe haber sido algo que ingirió hace poco…

- ¿Le hicieron un lavado de estomago?

Esa fue la primera intervención de Edward, que aunque no era algo muy coherente, era lo que él necesitaba saber – Por supuesto – respondió el médico -, por lo mismo nos dimos cuenta que el veneno es reciente y que no llevaba mucho tiempo en su sistema.

- Quiero que le hagan unos exámenes completos, que se aseguren de que todo lo demás está bien en su cuerpo.

- No se preocupe señor – le contestó el profesional a Charlie -, su hija en estos momentos le están tomando una muestra de sangre para…

- Usted no entiende – el padre de La Cobra dio un paso hacia el doctor Smith, lo suficiente como para invadir su espacio personal -, quiero exámenes completos… quiero saber que incluso su cabello no corre riesgo de caerse… ¿me entiende?

- Por supuesto.

Edward y Jane miraban el intercambio de los hombres in decir mucho. Aunque el joven Cullen se moría por apoyar a su ex suegro, consideró que era suficiente intimidación para el profesional médico.

- En cuanto tenga mayores datos sobre el veneno y…

- De hecho… - una tímida voz hizo que los tres hombres volvieran su atención hacia ella -, yo…

- ¿Tu, qué niña?

Charlie no estaba en su mejor momento, el hombre educado y calmado estaba en cualquier parte menos en esa clínica – Charlie… déjala hablar por favor.

Aunque Edward no estaba mucho más calmado que él, si atino a frenar la verborrea que pudo dejar salir el hombre.

- Yo…

- Jane – la interrumpió el joven Cullen al verla dudar -, si tienes algo que decir es mejor que lo hagas ahora.

Aunque sus palabras eran suaves, la amenaza implícita se podía palpar en el aire – Niña… si fuiste tú…

- Charlie – Edward negó con la cabeza frenando a su ex suegro -, déjala que hable… primero.

No es necesario ser alguien frio y malo para saber que si tienes frente a ti a alguien que le hizo daño a un ser querido eres capaz de hacer cualquier cosa. Eso lo entendió Edward en cuanto sus puños se cerraron, no golpearía a Jane si era la responsable, sus padres lo habían educado bien, pero si era capaz de cobrárselas de otras formas, aunque esas formas fueran las legales, estaba dispuesto a hacerla pagar.

En cuento ese pensamiento vengativo cruzó su cabeza, Edward comprendió que esos meses al lado de Isabella lo habían cambiado en más de un sentido y que si ella no seguía a su lado… no estaba seguro de poder seguir de ninguna otra forma.

- No – respondió lo más rápido que pudo la chica -, yo no hice nada – agradeció poder controlar sus nervios. Pero en cuanto habló, cerró los ojos para seguir con la parte importante -. Pero… esta tarde le llegaron unos chocolates a la señorita Isabella… decían que eran de parte de ti Edward.

Mientras Jane miraba a Edward, Charlie la imitó - ¿Edward?

- Yo no le mandé nada.

El joven miró al patriarca Swan y este asintió, ya tenía suficientes pistas sobre lo que pasaba.

- Doctor Smith, como le dije, hágale todos los exámenes a mi hija, todos – enfatizó la última palabra para después voltearse hacía su aun considerado yerno -, Edward, yo necesito salir pero quiero que me avises ante cualquier cambio en la salud de Bella.

- Por supuesto Charlie.

El hombre asintió hacia los presentes una vez y con un dedo llamó a la secretaria de su hija, ella tiritando se le acercó al padre de su jefa.

- Señor, le juro que…

- Tranquila – un poco más calmado consiguió hablar con algo de parsimonia -, solo quiero pedirte que te hagas cargo de la prensa, sé que no tardaran en aparecer en las puertas así que necesito mantenerlos controlados, conozco a mi hija y sé que lo último que querría es que esto saliera en la prensa.

- Muy bien señor y quiero que sepa que no tenía ni idea de que los chocolates no eran de Edward, de hecho… pensé que la señorita Isabella no se los comería.

Charlie frunció el ceño – Sí, bueno… ahora me voy.

Sin darle tiempo a replica, Charlie Swan salió de la clínica, se puso sus anteojos y pasó sin decir ni una sola palabra por los dos periodistas apostados afuera del hospital Cornell. Con su presencia confirmaba las cuñas de los profesionales pero no le quedaba de otra, además, confiaba en Jane y en Thomas para que se hicieran cargo de ellos.

Su ex chofer y ahora chofer de su hija, lo esperaba con la puerta trasera del Mercedes Benz abierta, había sido él quien le informó del estado de salud de su hija y quien lo llevaría ahora a solucionar su cuenta pendiente.

- ¿Señor?

- A Tribeca – murmuró Charlie mientras ponía una de sus manos a modo de apoyo debajo de su mentón.

- Claro.

Thomas, pese a no ser su chofer ya, sabía muy bien lo que se encontraba en Tribeca, de hecho, ni siquiera necesitaba la dirección exacta para saber donde tenía que aparcar.

Todo el camino hacía los suburbios, Charlie tuvo tiempo para pensar, para pensar y para tomar una decisión, ya no había nada más, este había sido su límite y ya suficiente lo había estirado como para seguirlo haciendo. Cuando Thomas aparcó y le abrió la puerta, el hombre Swan se detuvo a su lado.

- Dame tu arma.

Charlie no acostumbraba a cargar su arma pero una de las condiciones para que Thomas fuera el chofer de pequeña era que lo hiciera, ella no lo sabía pero su padre sí y con eso era suficiente. Pese a sus veintiséis años, aun había muchas cosas que Bella desconocía de su progenitor, aunque la mayoría ya habían comenzado a develarse.

- Señor…

- Llama a Zafrina y espérala aquí.

- ¿Algo más?

Charlie se volteó hacía Thomas y acarició su bigote – Dile… dile que se terminó el trato y que la necesito aquí.

- Por supuesto – el hombre mayor asintió y mientras sacaba su celular vio como su jefe se alejaba.

Esa casa, Charlie Swan la conocía muy bien, la había visitado muchas veces en su adolescencia y ahora era prácticamente suya porque él la mantenía, así que no le costó nada entrar. En cuanto llegó a la puerta principal, hizo uso de su llave maestra y agradeció que en la sala, casi como si le hubieran avisado, lo estuviera esperando su ex esposa.

- ¡Charlie!

Ya habían pasado casi dos semanas desde que la dejó ir con la fiel promesa de que no saldría de esa casa que la vio crecer, Reneé le había llorado y suplicado por su vida, según ella sabía que había hecho mal muchas cosas y juraba estar arrepentida, aunque también apeló a su evidente desequilibrio mental. Por eso, Charlie Swan, pensando en que esa mujer le había dado el regalo más grande de su vida, su hija, había accedido al trato, aunque por supuesto que ese trato consideraba una custodia permanente y una amenaza clara sobre cualquier acercamiento hacía Bella, ya no habrían más oportunidades.

Esa era la última y ella había fallado.

- Se terminó Reneé.

La mujer a penas y puso ponerse de pie antes de que el padre de su hija levantara el arma y le disparara.

Charlie ni siquiera sintió que le temblara la mano, esa era una bala que le tenía guardada desde el día en que la vio con una almohada tratando de ahogar a su pequeña cuando apenas tenía tres años, no, no podía arrepentirse de dispararle a una mujer como Reneé Dwyer.

.
.
.

Edward estaba apoyado en el pecho de su padre, el mismo Thomas lo había llamado, el hombre era sabio y supuso muy bien que el joven necesitaría de su padre en esos momentos. El cobrizo anotó en su cabeza darle las gracias, porque solo podía pensar en alguien más sobre quien quisiera recostarse en esos momentos, y ese alguien era la razón de su malestar… Bella.

- Hijo, creo que deberíamos ir a comer algo. Llevas muchas horas aquí.

- Ve tú – Edward se enderezó desperezándose -, yo no tengo hambre.

- Será solo un momento, lo prometo.

- Papá… - el joven casi gimió en respuesta.

Por eso, Emmett Cullen decidió que era mejor ir por algo de comer para su hijo que obligarlo a levantarse. Le dio un beso en su cabello como lo hacía hace años y se dirigió a la cafetería.

Edward extrañó inmediatamente los brazos de su padre, pero esa necesidad lo llevó a infligir unas cuantas reglas, se puso de pie e ignorando lo que le había dicho la enfermera, entró al cuarto en el que recientemente había dejado a su ex novia. Se suponía que ella debía descansar, pero él necesitaba comprobar con sus propios ojos que estaba bien.

La puerta se abrió con facilidad, pero para asegurarse un par de minutos en tranquilidad, Edward la volvió a cerrar, sabía que no tardarían en descubrirlo ya que el apellido Swan tenía el suficiente peso para que una enferme estuviera dedicada casi en exclusividad a Bella.

- Oh, mi amor… - murmuró en cuanto la vio.

Sin perder más tiempo, se acercó hasta la cama y le acarició los cabellos. Todas las emociones que había contenido y las que no, volvieron a aflorar en forma de lagrimas, ya la extrañaba, pero verla tan indefensa la sintió aún más lejos. Esa no era su Bella… su Bella era fuerte, fría y adoraba hacer las cosas a su manera, y él estaba seguro que estar postrada en una cama, no era para nada considerado hacer algo a su manera.

- Despierta amor… necesito ver tus ojos, necesito que me hipnoticen una vez más… dime algo.

Nada, ella no respondía. La mascarilla que la ayudaba a respirar le tapaba buena parte de su rostro pero ni siquiera con ella, disminuía su hipnótica belleza.

- Bella…

Un gemido cortó sus palabras y el rumbo de sus pensamientos. Edward inmediatamente tomó las manos de las chicas entre las suyas dándole ligeros apretones.

- ¡Oh, Bella! ¡Despertaste! – cuando ella se removió incomoda, el joven se percató de lo desorientada que se encontraría -, con calma amor…

Isabella, ya semi despierta, consiguió abrir los ojos solo para confundirse aún más, su cabeza daba vuelta y sus pensamientos estaban revueltos. Pestañeó para aclararse pero en ese momento se dio cuenta de que algo extraño estorbaba en su rostro.

- ¿Qué…?

- Tranquila – una mano suave y cálida detuvo la suya que había directo hasta su mascarilla -, no te la puedes sacar, te ayuda a respirar.

Los ojos café de Isabella brillaron mientras pestañaba, ni su cerebro ni su cuerpo podía coordinar lo que pasaba a su alrededor, por lo mismo, Edward se mantuvo a su lado esperando porque despertara por completo.

- Shuuu… - murmuró él cuando ella por fin lo miró a los ojos, lamentablemente no fue con alegría, sino con tristeza, una tristeza que expresó en dos solitarias lagrimas.

- Edward…

Ahora sí, con algo más de esfuerzo, la chica se quitó la marcarilla, aunque lo hizo con el cuidado suficiente para no provocarle daño alguno.

- Tranquila amor…

Las lágrimas de la castaña se intensificaron, pero contrario a lo que pudiera pensar el cobrizo, eran de alegría, alegría de saberlo a su lado y alegría porque él, pese a todos sus errores, acaba de llamarla “amor”.

Edward, con cuidado y esfuerzo, consiguió subirse a la cama con ella y abrazarla, ella obviando las dos mangueras que tenía sujetas al cáter en su brazo, lo rodeó sin miramientos. El solo saberlo a su lado era la medicina que necesitaba.

- Shuuu – volvió a tranquilizarla, pero esta vez los espasmos de la chica no cesaban -, amor, estas bien, el médico…

- No… tu estás conmigo y… no deberías.

Cuando sus ideas se acomodaron, inmediatamente, Isabella se quiso separar del pecho del chico, lamentablemente para ella él no la dejó.

- Bella…

- ¡No! – rugió -, quiero que te vayas… yo… no te quiero aquí.

Podían ser los medicamentos o su reciente confusión, pero el tono firme que usaba para mentir cuando lo necesitaba, esta vez no tuvo efecto, por eso, Edward no creyó ni una sola de las palabras proferidas por la chica.

- No me importa nada… te lo juro, solo quiero estar contigo, que dejemos todo atrás y que empecemos de nuevo.

Isabella apretó sus labios para tomar fuerzas – Me acosté con Carlisle, pensé que eso te daría una pista de que lo nuestro se había terminado de verdad.

- No te creo.

Edward era fuerte pero no por eso podía evitar que las imágenes de Bella con su tío político no lo molestaran, pero haciendo acopio de su mayor racionalismo, consiguió centrarse.

- Edward, creo haberte dejado todo claro cuando estuvimos en Scraton, no veo la necesidad de…

- Estuvimos bien por día – la interrumpió él -, pero justo el ultimo día de nuestra escapada cambiaste de actitud radicalmente… no Isabella – la llamó por su nombre completo apropósito -, sé que algo pasó para que cambiaras de parecer así como así.

- Pasó que me di cuenta de lo distinto que somos… de que nunca vas a caer en mi mundo y que…

- ¿De quién era esa llamada? – los ojos de la chica se abrieron lo suficiente para que él se diera cuenta de su incomodidad -, te sentí, sé que alguien te llamó y te dijo algo malo porque inmediatamente a la mañana siguiente terminaste conmigo y…

- Era Carlisle – contestó con sinceridad la castaña -, y no te importa que me dijo, solo tiene que interesarte saber que no estamos juntos.

- Entonces – aun algo reticente, el joven se puso de pie -, ¿de verdad te acostaste con Carlisle?

- Sí.

Toda la energía del chico se esfumó al reconocer la sinceridad en las palabras de la chica, quiso rendirse pero rápidamente volvió a su posición inicial. No, él no la iba a dejar ir.

- Entonces no me importa. Fue un error, nada más… nosotros nos pertenecemos Bella…

La tomó de los hombros consiguiendo que ella se dejara, solo bastaron un par de palabras más y unas caricias furtivas para que Isabella olvidara todas las amenazas y su plan original, sabía que no quedaba mucho para que todo terminara pero al sentir a Edward tan cerca suyo y rogando por una verdad que aunque no le podía confirmar, si sabía que era así. Quizás, si él no la amara tanto sería mucho más fácil alejarlo, pero ese hombre estaba tan loco por ella como ella lo estaba por él.

Solo unos días, unos días y un par de pasos más para volver a estar con él, debía alejarse y tomar distancia necesaria, pero sus labios estaban rozando los suyos y logrando que olvidara por completo sus planes.

- Bella…

Ya listo para besarla, Edward pasó su lengua por sus labios rozando el borde de los de ella, iba a besarla, de eso estaba seguro… o lo estaba hasta que la puerta se abrió de golpe.

- Señorita Swan – el doctor Smith no esperaba encontrarla despierta y mucho menos a punto de besarse con alguien, no era lo idea pero por lo menos era un indicio de que estaba mejor -, lamento la interrupción pero tengo sus resultados.

- Claro.

Edward se sentó en la silla que estaba al lado de la cama y ocultó su sonrojo al doctor, debía llamar a Charlie pero no confiaba en sus rodillas como para levantarse.

- Bueno, señorita Swan, como le habrán explicado – el hombre apuntó hacía el cobrizo suponiendo que él ya se había encargado de ponerla al tanto de todo lo sucedido. Ninguno de los ex amantes lo sacó de su error -, usted sufrió un desmayo, confirmamos la hipótesis inicial de envenenamiento – ninguno de los dos volvió a hacer ningún gesto, el rostro de Isabella se mantenía impasible -, sí fue el chocolate como dijo la otra chica pero ya lo eliminamos por completo de su sistema – solo bastó que Edward negara con la cabeza para que ella entendiera que no habían provenido de él -. Ahora, lo que me preocupa es un poco el feto, por eso me gustaría hacerle una ecografía ya que aunque todo parece estar bien nunca sobra asegurarse.

El doctor Smith mantenía la vista fija en sus papeles leyendo algunos resultados de todos los exámenes que le habían tomado a la chica, por eso no se percató el enorme cambio de actitud de los jóvenes.

La chica llevó una de sus manos a sus ojos para contener un par de lagrimas y el joven tragó el enorme nudo que se había formado en su garganta para poder hablar.

- ¿Feto? – preguntó con gran esfuerzo Edward.

- Bueno – sonrió el doctor sin notar aún la tensión en la habitación -, es la costumbre, pero me refiero a vuestro bebé – los apuntó a ambos antes de darse vuelta hacía el aparato que había entrado con él y que nadie había visto hasta ese momento -. ¿Y chicos? – se giró nuevamente hacia ellos -, ¿listos para conocer a su hijo… o hija?
____________________

Besos, Joha!!

42 comentarios:

  1. T.T Como nos haces sufrir joha!!! :/ No tengo ni idea que puede tener La Cobra, pero se que ella es fuerte y tendrá a un decidido Edward cuidándola y mimándola!!

    ResponderEliminar
  2. Estoy intrigadisima :/ yo pensé que era un simple desmayo por el embarazo, peor parece que es mas serio, o tal vez sea estrés, muuucho estrés

    ResponderEliminar
  3. Yo tengo una idea y ya estoy sufriendo

    ResponderEliminar
  4. mmm quizas este enferma y grave , a lo mejor nunca estuvo embarazada o si , hay porfis cuelga cap pronto q nos dejastes en ascuas

    ResponderEliminar
  5. Ay no se porqué pienso que ella estaba embarazada y que abortó (bien paranoica yo D: ) Ojalá que no sea eso >.<

    ResponderEliminar
  6. por Dios no sé!!! pero que mala eres en dejarlo ahí! quiero en este instante el capitulo... o por lo menos mañana cuando despierte que ya esté jajajjaja
    saludos
    !

    ResponderEliminar
  7. confirmaran q esta embarazada.. que nervios ya quiero leer el capitulo.

    un besito y cuidate

    ResponderEliminar
  8. Debe estar embarazada pero el es un embarazo riesgoso y ya no puede hacer muchas de las cosas que hacia... Bella se vuelve loca y Edward no cree que este embarazada de el.... Se me paso la mano verdad??? Bueno Joha siempre nos sorprendes :D

    ResponderEliminar
  9. Un embarazo con riesgos!!

    KARLA CULLEN HALE

    ResponderEliminar
  10. me has dejado sorprendida con este adelanto, qué habrá pasado? bella realmente está embarazada y ha perdido al bebé?

    ResponderEliminar
  11. Mmmm no se o está enferma o está embarazado y es de riesgo algo de eso me imagino!!! Ahhh edward es un amor pobre se le salieron las lágrimas yo quiero a ese edward para mi jee...bueno espero que isabella se recupere aunque igual sigo enojada con ella no me gusta su forma en la que está actuando jummm jajaja!!! Besos Joha gracias por el adelanto! Besos!

    ResponderEliminar
  12. Seguiré tu aroma , peinaré todo el planeta y te daré caza si no actualizas ¡Ya!

    ResponderEliminar
  13. Del q alguna vez fue su novio o suegro?...fíjate en esa parte del adelanto

    ResponderEliminar
  14. cuando publicaras joha no nos tengas en ascuas

    ResponderEliminar
  15. pobre cobra y pobre edward!!!, ella esta enferma!!!!! pero q tiene??? yo creí q era un embarazo!!!!!! por dios bella, jo me matas!!!!!!! espero el cap completo!!!!me muero por saber!!!!! aun no entiendo q les paso a estos dos!!!!!!! q me perdí???? besos!!!!

    ResponderEliminar
  16. OMG!!
    DEMORAAAAAAAASTE MUUUCHO!!
    NO DEMORES TAAAANTO!!
    OMG YA EDWARD SABEEEEEEEEE!!! Me gusta la actitud q toma al no dejarse alejar!!
    Y BAAAAM Renne muerta!!!

    Karla Cullen Hale

    ResponderEliminar
  17. ahhhhhhhhhhhhhhhh ameee el finalll del cappp todos queremos conocer al bb haha. :O y Charlie de verdad mato a Rene?

    ResponderEliminar
  18. UGGGGGG!!!!!! me dejaste sin aliento!!!!!, estoy q hiperventilo!!!!!!! por dios, envenenada y embarazada!!!!!!!!! conocerán a su hijo o hija!!!!!!!! esto es mas de lo q esperaba, pero q cap mas intenso!!!!!!!!!!! esta noticia los dejo fríos!!!!!! besos y quiero mas!!!!!!!

    ResponderEliminar
  19. OMG!!!!!!!!!!!!!!!!!!! Ya se enteró!!!!! Awwwwwww quiero saber que le dice La Cobra!!!
    Y por fin Charlie se encargó de la sucia de Renné, pero, si fue ella la que la envenenó?? :S

    Espero que ellos dos arreglen sus cosas, por el bien del bebé y por e bien de su relación!! :3
    Gracias por el cap Joha, ya extrañaba a La Cobra y a mi Ed :)

    ResponderEliminar
  20. fuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuckkkkkkkkkk!!!!
    Dios Charlie es mi heroe! =)
    Y a ver con que babosada sale la cobra, espero q no una muy dura jaja... Muahaha muero por el proximo

    ResponderEliminar
  21. ohhh ese final de impacto quede KO , yo a estas alturas desconfio de carlisle , alice y su querida madre, ademas mas de algun enemigo tiene, y este debe tener acceso directo a la empresa bueno nos dejaste peor con el capitulo

    ResponderEliminar
  22. Obvio que carlisle la amenazo, interesante saber conque?

    Solo que no vaya a salir conque el bebe es de el! :(

    Espero q de verdad no se haya acostado con el pleaseee!

    Ash! Q dificil entender asi ajaja cuando te saltas derrepente!

    Gracias x el cap

    ResponderEliminar
  23. hola k tal??
    la espera valio la pena...que capitulo (aunque lo dejaste en la mejor parte)..ya quiero leer el siguiente....

    un besito y cuidate

    ResponderEliminar
  24. Hola cada vez me sorprendes mas por un lado que bueno que Charlie se encargo de Renee una menos pero todavia quedan tres espero que con esto se detengan un rato por otro lado espero que ahora que Edward se a dado cuenta que Bella esta embarazada no le haga creer que el bebé es de Carlisle que no cometa la locura de querer mantener alejado a Edward hasta el siguiente capitulo
    saludos y abrazos desde México

    ResponderEliminar
  25. wao joha como nos haces esto espero un capi pronto pronto

    ResponderEliminar
  26. OMG!!!!!!!!!!!!!!! sufrí dos mini infartos , uno con la muerte de Renée y otro con que Edward se enterara del embarazo de Bella! Espero con asias el otro capiii! Cuídate Joha!! :)

    ResponderEliminar
  27. hola Joha....bueno ya no me sorprenderia que isabella le dijera que le bebe es de carlisle ya de ella no me sorprende nada y lo siento pero aun estoy enojada con ella ...es decir puedo llegar a entender que dejo a edward para protegerlo pero era necesario acostarse con carlisle eso me decepciono de ella pensé que solo había sido ese manoseo que edward vio pero ahora que lo confirmó la verdad no me sentó bien y también pienso que edward ya no debe. Rogarle que lo superaran o algo si ella lo ama que sea ella la que ruegue ...solo digo que si el bebe es de edward ella se lo diga y que por lo menos lo deje estar cerca para saber de su hijo o hija! No ce Joha ya sabes aun sigo enojada con bella veremos cuando se desvele todo!! Solo espero que por lo menos ella tenga que luchar por recuperar a edward...Ahhhh me enoja la actitud de bella ufaaaaa....y edward también me gusto no le importa nada el la ama por que ella le dijo que se acosto con carlisle en la cara y el le dice que tienen que estar juntos por que pertenecen juntos ahhhhhh edwardd ven conmigo jee...!!! Bueno veremos que pasa...espero que bella tengo una buena explicación para esto que está haciendo igual sigo enojada...jaaa...y esperemos que no le salga con la mentira de que el bebe noes de el pobre edward lo que faltan que le nieguen a su hijo!!! Ahhhhhhhh!!! Ajajajaja Joha me vuelvo loca....!!!! Besos ...que tengas un lindo martes..beso! Me encanto el capi : )!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre me emociono y mi comentario sale re largo jajajajaj!!!!!!!

      Eliminar
    2. Joha una pregunta Mi Razon lo seguís publicando acá no??? Por que me apareció la actualización de fanfiction pero acá no por eso te preguntaba...gracias!

      Eliminar
    3. Ahh otra cosa que me acorde por lo menos renne ya no molestara mas...!!!!

      Eliminar
  28. me alegra que por fin charlie haya matado a renée, espero que no le traiga mayores consecuencias.
    en este capi se ha confirmado que bella se acostó con carlisle, lo cual me parece imperdonable por parte de edward por mucho que la quiera.
    menuda sorpresa con lo del bebé, a ver con qué sale bella para hacerle creer que el niño no es suyo

    ResponderEliminar
  29. Noooooooooooooooooooooooooo como los haces esto JOHA!!!!! como que embarazada y Edward enterarce asi!!!! uffff esto se pone bueno.... :D

    ResponderEliminar
  30. Espero que a Bella no se le ocurra decirle a Edward que el bebé es de Carlisle, seria demasiado perra. También espero que se tomen bien lo del embarazo, sé que Edward se lo tomara bien, y por lo del cap anterior en donde Jasper le cuenta a su novia Bella ya sospechaba algo sobre estar embarazada entonces no creo que sea desconocido su embarazo para ella, en serio es serio espero que no se lo tomen mal y se enamoren de su bebé cuando lo vean por ecografía, un bebé siempre es una bendición independiente de el buen o mal momento por el que estén pasando. Ojalá que subas cap pronto porque casi muero. XOXO Joha! :)

    ResponderEliminar
  31. hay joha como nos haces sufrir pobre edward enterase asi que va a ser padre y mas vale que bella no diga que es de carlisle porque pobre se muere menos mal que renne no va ser una molestia nunca mas actualiza pronto y si no felices fiestas

    ResponderEliminar
  32. WOOW enserio Johana me hiciste llorar en la parte final, no te pases ahora que Ed ya sabe que esta embarazada dejala que este con ella, porfis por mi salud mental ya con mi semana de finales y mi alboroto hormonal mensual ando muy sensible o no sé que Edward se la robe y lleve y secuestre lejos de todos, y que Renne si muera ahora! :C pleaseeee

    ResponderEliminar
  33. No queres matar Joha! woooowww... este cap estuvo moral.... tantas cosas..... super ansiosa por saber como continua....

    ResponderEliminar
  34. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ya pon el cap que sigue muero por ver la reaccion de edward

      Eliminar
  35. omg!!! wow no lo habia podido leer antes y ahora ke lo hago, me has dejado super intrigada, esto se pone cada vez mejor, grax joha!!

    ResponderEliminar
  36. OMG OJALA BELLA NO SEA TAN DESGRACIADA COMO PA DECIRLE A ED KE EL NI;O ES DE CARLISLE XK NO ME LATRAGO Y JOHA TE BUSCAMOS Y COLGAMOS SI ES DE CARLISLE EHHH YA ESTAS ADVERTIDA JAJA NTK LO AME DIOS LA COBRA EMBARAZADA RENE MUERTA OH DIO MUXAS EMOCIONES EN MI CADA VES VA MEJOR JOHA LOS ADORO TODOS TUS FICS

    ResponderEliminar